La Tribuna de Albacete
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

19 de noviembre de 2018
INSERCIÓN

Formación para integrar

TERESA ROLDÁN - viernes, 26 de febrero de 2016
El director general del Imserso, César Antón, saluda a una de las usuarias que acuden a diario al CRMF. - Foto: RUBEN SERRALLE
El director general del Imserso, César Antón, destacó el papel que juegan los centros de recuperación de minusválidos físicos como el de la capital para conseguir la inserción laboral de los discapacitados

Unos 130 alumnos con capacidades diferentes que durante el curso pasado participaron en alguno de los 15 cursos programados en el Centro de Recuperación de Personas con Discapacidad (CRMF) de la capital, dependiente del Imserso, recibieron ayer su diploma acreditativo, de la mano del director general del Imserso, César Antón Beltrán.
El objetivo de estos procesos formativos no es otro que lograr la reinserción social y laboral de las personas con discapacidad, y la formación, sin duda, es el camino adecuado.
Acompañado por el subdelegado del Gobierno de la nación en funciones, Federico Pozuelo, Beltrán aprovechó para visitar las instalaciones del CRMF, uno de los seis centros de atención a personas con discapacidad, y cuyo prestigio le viene de lejos.
Cabe recordar que los seis centros, que gestiona el Imserso, ofrecen un total de 613 plazas de las que 456 son de internado y 157 de media pensión o ambulatorio, y están ubicados, además de en Albacete, en Bergondo (A Coruña), Lardero (La Rioja), Madrid, Salamanca y San Fernando (Cádiz).
Antón también estuvo acompañado en esta visita al CRMF por el secretario general del Imserso, Francisco Ferrandiz Manjavacas, y la subdirectora  general de Gestión, María Ángeles Aguado.
El acto de entrega de los diplomas a los alumnos que han finalizado su formación en este centro, «es un ejemplo del objetivo que se persigue con los servicios que se prestan en este centro a las personas con otras capacidades y diversidad funcional, y a sus familias».
Del centenar de personas que ahora mismo están recibiendo atención en el CRMFde Albacete, como destacó el director general del Imserso, unos 50 están en régimen residencial, mientras que el resto acuden a recibir formación o terapia y después regresan a sus domicilios. La mayoría de los usuarios de este centro de referencia a nivel estatal son de Albacete y de la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha, aunque también los hay de otras regiones limítrofes como Valencia o Andalucía.

Autonomía. En su visita, César Antón subrayó que este centro «brinda a las personas que tienen otras capacidades la posibilidad de una formación y una preparación para conseguir la integración plena a nivel laboral, y tener de esta forma una autonomía personal e independencia, para poder sentirse como el resto de sus vecinos».
Antón Beltrán agregó que otra particularidad de los CRMFes que «son centros abiertos a la ciudad», de tal forma, que «se involucran en las necesidades que demandan las empresas», porque « no tendría sentido  hacer una formación si no tuviéramos relación desde estos centros con las empresas».
Precisamente, el hecho de que la formación se oriente a las necesidades de la empresa se ha traducido en que ya hay 52 personas que han sido contratadas por empresas de la ciudad o la provincia,  además de los acuerdos que se mantienen con más de 80 empresas para las prácticas. La mayoría de las acciones formativas que se vienen impartiendo en el CRMFse corresponden con cursos de informática, diseño y confección de páginas web, gestión administrativa, etc.

Compartir en Facebook
Compartir en Google Plus
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
La Tribuna de Albacete se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD