La tasa de abandono en la UCLM cae en más de siete puntos

i. ballestero - lunes, 17 de diciembre de 2018
La tasa de abandono en la UCLM cae en más de siete puntos - Foto: RUEDA VILLAVERDE
Apenas el 10 por ciento de los estudiantes matriculados en grados universitarios abandona en los dos primeros años, la tasa más baja de todo el país por regiones

i. ballestero / ciudad real
La Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) mejora sus resultados académicos. Así al menos lo muestra el último informe elaborado por la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), que sitúa la tasa de abandono universitario en la región como la más baja del país, lo que sitúa a la Universidad regional como una de las mejores instituciones educativas superiores en esta materia de todo el territorio español. En los últimos tres años lectivos, la tasa de abandono de los estudios de grado se ha reducido en más de siete puntos, al tiempo que en el último año lectivo computado por la CRUE subían las tasas de éxito y de rendimiento. El aspecto en el que la UCLMnecesita mejorar es en la tasa de graduación, que se sitúa en el 42,78 por ciento, lejos de la media del país (49,26 por ciento).
Asignatura a asignatura. La tasa de abandono mide el número de alumnos que abandonan las titulaciones en las que se matricularon en los dos primeros años de los estudios de grado. En el curso 2013-14, en la Universidad de Castilla-La Mancha la tasa de abandono era del 17,75 por ciento. Tres años después, en el último curso computado, el 2016-17, la tasa de abandono en la Universidad regional es del 10,56 por ciento. Esa cifra es, además, la tasa regional más baja de todos los territorios, y en el caso de Castilla-La Mancha se atribuye por entero a la UCLM. 
No todas las ramas de enseñanza se comportan igual en este sentido. Por ejemplo, la tasa de abandono es más elevada en las artes y humanidades que en las ciencias de la salud, y se dispara en las carreras relacionadas con las ingenierías y la arquitectura. De hecho, y según el informe de la CRUE, en la UCLM la tasa de abandono es del 12,69 por ciento en la rama de las artes y las humanidades, del 9,98 porciento en las ciencias sociales y jurídicas, y del 9,91 por ciento en ciencias. Luego están los dos extremos de la tabla: en ciencias de la salud, que también aglutina las carreras más demandadas en la Universidad regional, la tasa de abandono es del 3,2 por ciento, y en ingeniería y arquitectura se eleva hasta el 17,3 por ciento. En el cómputo global, prácticamente nueve de cada diez alumnos que se matriculan en la UCLM continúan cursando esa titulación dos años después, y sólo uno de cada diez alumnos la ha abandonado para entonces. 
graduación. Eso sí, no todos los alumnos que continúan cursando los estudios en los que se han matriculado acaban la titulación en el tiempo estipulado en el plan de estudios de la misma. De hecho, apenas cuatro de cada diez alumnos de la UCLM terminan sus estudios en los plazos previstos en la titulación, lo que se conoce como tasa de graduación:el 42,78 por ciento. En el conjunto del país el porcentaje tampoco es mucho mejor, pero sí más elevado:el 49,26 por ciento. Apenas la mitad de los universitarios termina la carrera en plazo.
Como sucede con la tasa de abandono, las cifras difieren según las áreas de enseñanza. La tasa de graduación más alta se da en ciencias de la salud (78,12), y la más baja en ingeniería y arquitectura (21,19). En el resto es del 38,88 en humanidades, del 42,85 en ciencias sociales y del 43,39 por ciento en ciencias. 

 

La mitad de los nuevos alumnos supera el 7,5 

Además de medir el rendimiento de los estudiantes de la Universidad de Castilla-La Mancha, la Conferencia de Rectores de Universidades Españolas (CRUE)también pone la lupa en el acceso a la universidad, y entre otros aspectos refleja la nota de corte que tuvieron que superar los estudiantes que en el curso 2016-17 accedieron a los estudios de grado. Ese análisis habla muy bien de la Universidad de Castilla-La Mancha, ya que la mitad de los alumnos que accedieron a sus titulaciones en el curso mencionado lo hicieron con una nota media de más de un 7,5.  
Según las cifras aportadas por la CRUE, de los 5.114 estudiantes que accedieron por primera vez a los estudios de grado de la Universidad de Castilla-La Mancha en ese año, 455 lo hicieron con una nota de corte inferior al 5,5, 1.207 lo hicieron con una nota de corte de entre un 5,5 y un 6,5, 1.125 lo hicieron con una nota de corte superior al 6,5 pero inferior al 7,5, y el resto, la mitad de los estudiantes de nuevo acceso, superaron el 7,5 de nota media. 
Como sucede en otros puntos objeto de estudio por parte de la CRUE, hay diferencias significativas entre las ramas de enseñanza en función, en este caso, de la demanda de las titulaciones, que es la que acaba situando la nota de corte para acceder a las mismas. Así, mientras que en ciencias de la salud 817 de los 965 estudiantes que accedieron lo hicieron con una nota de corte superior al 7,5. En ciencias sociales fueron 858 los alumnos que superaron esa nota, por los 139 de humanidades, 108 de ciencias y 405 de ingeniería y arquitectura. 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
La Tribuna de Albacete se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD