Un calvario que no cesa

Josechu Guillamón - viernes, 4 de enero de 2019
Sena, Inés y Elena, durante la entrevista concedida a ‘La Tribuna de Albacete’. - Foto: José Miguel Esparcia
A la espera de que la Subdelegación albacetense les dé permiso de trabajo, uno de los juzgados que tramita el caso de las temporeras de Huelva realizó un archivo provisional de parte de la causa, que la abogada Belén Luján calificó de «loco»

Entre mayo y junio del pasado año, la abogada albacetense Belén Luján y su compañero, Jesús Díaz Fermoso, destaparon el escándalo de las temporeras de Huelva, en el que 10 mujeres marroquíes denunciaron la explotación laboral a la que estaban siendo sometidas y varios casos de acoso sexual e incluso una violación.
Sin embargo, tras meses esperando a que los tribunales les den la razón, tres de los cuales los han pasado en Albacete, la justicia les ha dado el primer revés, ya que el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 3 de Palma del Condado (Huelva) ha dictado un auto, en el que archiva la denuncia presentada por cuatro de las temporeras contra el empresario agrícola por un presunto delito de acoso sexual.
Así lo confirmaba ayer a La Tribuna de Albacete la propia Luján. «Ahora mismo si que hay un archivo provisional un poco loco y disparatado, porque con los mismos elementos con los que se incoó se ha archivado». Por eso, han apelado la decisión judicial, ya que como recuerda la abogada «a ellas aún no las han escuchado en el juzgado».
En cualquier caso, la abogada recuerda que el procedimiento también está en manos de la Audiencia Nacional y del Juzgado de Primera Instancia 1 de Palma del Condado, «que es en el que están las 10 y donde está imputada la empresa». 

 

(Más información en edición impresa)

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
La Tribuna de Albacete se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD