La Tribuna de Albacete
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

Sacam tiene plan

I.M. - domingo, 8 de noviembre de 2015
Sierra de Alcaraz y Campos de Montiel es una comarca repleta de oportunidades de todo tipo. - Foto: Sacam
Redactado a partir de las necesidades y demandas que han hecho llegar los habitantes de los municipios de la comarca, establece las estrategias a seguir para su desarrollo económico y sin perder población alguna

El pasado día 29 se presentó en la residencia de estudiantes de Alcaraz la nueva estrategia de desarrollo para la Sierra de Alcaraz y Campo de Montiel (Sacam). La nueva estrategia propone acciones y programas a desarrollar hasta el 2020, así como marca necesidades y establece prioridades de ejecución a partir de las necesidades y demandas trasladadas por los habitantes de esta comarca con una extensión de 3.650 kilómetros cuadrados, el 25% de la provincia albacetense.
La presentación de esta estrategia igualmente se hizo acompañar, por un lado, de la entrega de un resumen de la misma en formato revista a todos los asistentes y por otro, de los consiguientes testimonios, los que aportaron cuatro empresarios. Fueron Antonio Cano de El Conchel Original Foods, Francisca Muñoz de Peñarrubia del Alto Guadiana, Pablo Plaz de Finca Los Tenientes y Jesús Triguero de Quesos Los Pizorros, los cuales, contaron cómo llevaron a cabo su emprendimiento en una comarca con limitaciones pero llena de oportunidades.
 La presentación del pasado día 29 ponía igualmente el punto final a un trabajo previo de campo y que ha supuesto la movilización de más de 500 personas, empezando por los técnicos que se han encargado de la recopilación de todo tipo de datos. Pero también está la participación ciudadana que la ha habido a través de la celebración de todo tipo de mesas y de entrevistas no sólo a todos los alcaldes, sino también a emprendedores, a personas relevantes y representativas de la comarca.
El fin de esta estrategia no es otro que, por un lado, mejorar las condiciones de vida de la población de la comarca frenando el despoblamiento y ofreciendo mejores servicios. Y por otro consolidar su desarrollo económico garantizando la conservación del medio ambiente. Los fondos económicos de los que se nutrirá para conseguir estos grandes objetivos son los que llegarán a través del Plan de Desarrollo Rural (PDR) de Castilla-La Mancha, el cual la semana pasada ya fue aprobado por Bruselas, estándose en estos momentos a la espera de que empiece a regularse por parte de la Junta con la emisión de las correspondientes normas y su entrega a sus diferentes beneficiarios entre ellos los Grupos de Acción Local y entre estos, la Asociación Sierra de Alcaraz y Campo de Montiel.
 Los fondos los distribuye la administración regional pero quien pone el dinero es la Unión Europea a través de diferentes fondos (Feder/ Fondo Europeo para el Desarrollo Regional y Feader/ Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural) para el periodo que debía abarcar en teoría desde el 2014 al 2020. En teoría porque está a punto de finalizar el 2015 y aún todo el tema económico está por cerrar, por lo que no será hasta el próximo año, para primavera más o menos, cuando empiece a repartirse unas ayudas que se diseñan de abajo a arriba y de una forma viva.
 Desde el 2007 hasta este año esta comarca ha recibido en concepto de ayudas públicas más de seis millones de euros, en concreto, 6.300.000 euros, según recuerda el gerente de Sacam, Antonio Sánchez. El 70% de estos más de seis millones de euros llegaron de Europa y el 30% restante lo ha aportado el Estado, la región y lo propios municipios integrantes en Sacam, vía sus Ayuntamientos.
Estos más de seis millones de euros han permitido que unos 180 proyectos hayan echado a andar gracias a una ayuda externa que viene a representar el 30% de la inversión a hacer en el caso de que el emprendedor sea privado  y para todo tipo de iniciativas, y de un 20% como máximo si el inversor es público y con destino a infraestructuras y servicios. Al final estos 180 proyectos han supuesto para la comarca una inversión total de entre 15 y 16 millones de euros, así como la generación de 100 puestos de trabajo de nueva creación y la consolidación de otros muchos más.
La previsión es que los nuevos fondos que lleguen sean, como mínimo, por la misma cantidad que los últimos y en cuanto a los objetivos la intención es mantener lo conseguido, sacar adelante más de un nuevo proyecto y hacer lo posible para que los habitantes de estos municipios vean mejorada su calidad de vida y opten por quedarse a vivir allí.
Esto pasa, en opinión de Antonio Sánchez, no sólo por crear puestos de trabajo sino también por hacer viviendas o por hacer una política impositiva más atractiva para los que viven en el mundo rural dada la diferencia de servicios que hay con los que habitan en el medio urbano. Lo primero, añade, es competencia de los Ayuntamientos, y lo segundo, de las comunidades y del Estado, mientras que a las asociaciones, como Sacam, lo que les corresponde es contribuir con el dinero que viene de fuera a hacer más atractivo el territorio poniendo, por ejemplo, en valor nuevos recursos, conservando los que hay, minimizando los riesgos ambientales, así como apostando por un desarrollo sostenible o mejorando la competitividad de las empresas. Pero igualmente para que la gente se quede, matiza Sánchez, hay que adecuar las infraestructuras a las necesidades reales, hay que impulsar la cooperación y la colaboración entre los agentes económicos, sociales e institucionales y hay que fomentar la formación cualificada de los recursos humanos y adecuarla a las necesidades de las empresas y del desarrollo económico comarcal.

Las Acciones. Esta es la teoría pero en lo que es la práctica en pro de un desarrollo rural sostenible Sacam apuesta por llevar a cabo un plan de cauces fluviales (esta comarca forma parte de cuatro cuencas hidrográficas, Guadalquivir, Júcar, Segura y Guadiana); por el aprovechamiento de la biomasa residual; por el fomento del pastoreo en zonas forestales para asegurar su conservación y mantenimiento, o por promover el aprovechamiento del astillado de la labores selvícolas. En lo que es la conservación de los recursos naturales de esta comarca (una cuarta parte del territorio está protegido), por citar otro ejemplo, lo que hay que hacer pasa, según se recoge en la nueva estrategia de desarrollo elaborada, por hacer un inventario de manantiales, fuentes y rebosaderos, por fomentar el voluntariado ambiental y por llevar a cabo un programa de difusión y sensibilización del patrimonio natural.
También desde Sacam se va a trabajar en lo que es la sanidad en pro de ampliar los horarios de los consultorios y de mantener su apertura en las horas de prestación de urgencias, así como por realizar un plan integral de juventud y por hacer un plan comarcal para la apertura de residencias y centros de días en base a la población actual y futura. Tocan la salud pero igualmente de cara a mejorar la vida de los habitantes de esta comarca consideran prioritarios reforzar, por un lado, el transporte público con mejoras en las conexiones con la capital y entre los municipios del ámbito. Y por otro, las infraestructuras tanto en la parte relativa a las carreteras y caminos rurales como en la parte relativa a la cobertura de internet y de la red móvil.
En lo que es la economía, desde el Grupo de Desarrollo Local de la Sierra de Alcaraz y Campo de Montiel, se considera imprescindible que la agricultura entre dentro de los sectores objeto de ayuda con cargo a los fondos europeos. Así, en aras de desarrollar la industria agroalimentaria local han elaborado un programa de acciones que abarca desde el impulso de este sector promocionando una visión empresarial entre los agricultores de la zona, hasta el apoyo a la incorporación de la agricultura ecológica con las consiguientes certificaciones pasando por la adopción de todo tipo de medidas encaminadas a incentivar el relevo generacional entre los agricultores.
Ahora bien, la comarca Sierra de Alcaraz y Campo de Montiel no sólo tiene grandes oportunidades de desarrollo en términos agroalimentarios también los tienen en el campo de las energías renovables, de la construcción sostenible y del turismo. En cuanto a las energías renovables su desarrollo pasa por la construcción de la línea eléctrica ‘La Transmanchega’ y por la creación de nuevas infraestructuras de evacuación de la electricidad y en lo que es el turismo, en opinión de Sacam, la creación de un plan, de una página web y de una mesa sectorial comarcal ayudará a su impulso lo mismo que la presencia de este sector en ferias como una oferta específica, y la elaboración de un plan de acondicionamiento de infraestructuras de las Lagunas de Ruidera.

Reparto poblacional. La densidad de población de esta comarca es de unos siete habitantes por kilómetro cuadrado pero para nada estamos ante una comarca homogénea en este punto. Así, comenta el gerente del Grupo de Desarrollo Local de la Sierra de Alcaraz y Campo de Montiel, mientras que las concentraciones mayores de poblaciones se centran en los términos municipales de Ossa de Montiel, El Bonillo, Lezuza, Munera, San Pedro, Peñas o Balazote, la población residente, por contra, baja y mucho si nos adentramos en la Sierra o en municipios como Masegoso con una densidad de dos habitantes por cada kilómetro cuadrado.
«Todos los fondos, concluye, son necesarios pero el Leader, por citar un ejemplo concreto, lo que ha permitido es que sectores como el de la agricultura ecológica o el del turismo, que en 1996 no existía en el mundo rural, hayan adquirido una gran importancia de cara a la economía de la comarca, mientras que otros como el agroalimentario está luchando por hacerse un hueco».

Compartir en Facebook
Compartir en Google Plus
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Se recomienda una resolución de pantalla de 1024x768 y las últimas versiones de los navegadores.
La Tribuna de Albacete digital se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol