scorecardresearch

El Ateneo iniciará sus obras de transformación

A.D.
-

La institución celebrará el sábado el 30 aniversario de la inauguración de sus actuales instalaciones

Tomás Mancebo, presidente del Ateneo. - Foto: Arturo Pérez

El día 13 de noviembre de 1991 abría sus puertas el Ateneo Albacetense en su nueva sede de calle de la Feria 10 y fue el presidente de la Junta de Comunidades, José Bono, el encargado de la inauguración. Ayer, después de 18 meses cerrado por la pandemia, la institución reabría sus puertas.

El presidente de la institución, que también estaba al frente de la Junta Directiva entonces, Tomás Mancebo, reabría poco después de las nueve las puertas y comentaba que «es una gran satisfacción esta reapertura, lo mismo que me la produce que, en unos días celebraremos el 30 aniversario de esta casa, que inauguró el presidente Bono el día 13 de noviembre. La institución, que tiene 140 años, tiene mucha historia, entonces abrimos con la ilusión de poder darle el cambio, siguiendo la evolución que hemos tenido en la sociedad, porque tenemos que hacer un Ateneo más dinámico y, sobre todo, un Ateneo que esté al servicio de lo que ha sido siempre, una casa de cultura, que es cultivo y debemos hacerlo dentro del campo de las nuevas tecnologías. Nos adaptaremos a la actualidad».

Ese proceso de adaptación, de transición, confirmó Tomás Mancebo, «siempre es difícil, pero realmente la gente joven hoy se adapta mucho mejor y lo que tenemos que hacer los mayores es lo mismo, por lo que se va a potenciar un aula de las nuevas tecnologías, que sirva también de sala de exposiciones y la biblioteca la llevaremos al máximo, pero más que por lo físico, por lo preciosa que es, es valorada por el funcionamiento que tiene, ya que es la única biblioteca que abre de 9 a 22 horas, todos los días, con un ambiente muy propicio para el estudio. Muchos de esos estudiantes ya se han integrado en el Ateneo y eso es fundamental, porque la idea es que en vez de venir a servirse, que también, acudan a servir y ejemplos ya los tenemos, porque opositores que utilizaron estas instalaciones son ya jueces, abogados del Estado o médicos y queremos que ellos, cuando comiencen a trabajar, se incardinen en el Ateneo, son fundamentales».

Las obras de transformación del Ateneo, que posibilitarán esa transformación, para cubrir las necesidades de la institución, podrían superar los 400.000 euros y empezar, dijo el presidente, «en un plazo de seis u ocho meses y tendrán que acometerse en dos fases, porque como estamos abiertos y la idea es que siga así, aunque tengamos que cerrar algunas dependencias, pero el resto, que se utilicen. La transformación fundamental será en la tercera planta, que se dedicará a nuevas tecnologías».

La programación cultural se reanudará inmediatamente, confirmó Tomás Mancebo, «porque lo tenemos muy fácil ya que teníamos en marcha la programación del 140 aniversario».