scorecardresearch

Un imperio para dominar el mundo

Sara Borondo
-

Uno de los grandes clásicos de la estrategia en tiempo real permite recordar los logros de varias civilizaciones

Un imperio para dominar el mundo

La estrategia combinada con historia ha dado muy buenos resultados siempre, y uno de los mejores exponentes es Age of Empires. Gracias sobre todo a la segunda entrega, varias generaciones han conocido grandes civilizaciones del pasado. Tras varias remasterizaciones y recopilaciones llega, 16 años después de la anterior entrega, Age of Empires IV, desarrollado por Relic Entertainment y World's Edge, con la pretensión de ir creciendo hasta convertirse en un nuevo referente entre los RTS. 

Hay ocho civilizaciones de lanzamiento: Francia, Rus, sacro imperio romano, mongoles, dinastía Abasí, Inglaterra, sultanado de Delhi y China para cuatro campañas: los normandos en tierras inglesas, la Guerra de los Cien Años, el ascenso de Moscú y las invasiones mongolas. Si bien es cierto que no es fiel a la Historia como un documental sí ayuda a que el jugador conozca y se familiarice con hechos reales, culturas relevantes en el pasado y sus logros culturales o tecnológicos.

En Age of Empires el jugador elige una civilización y va consiguiendo para ella distintos avances que le hagan evolucionar para mejorar el rendimiento en los recursos al alcance de cada cultura, construir edificios que se van mejorando usando dichos recursos y, la clave del juego, ir creando unidades militares -algunas exclusivas de cada civilización- para prevalecer sobre los demás jugadores que estén en el mapa siguiendo en los combates el esquema piedra, papel o tijera entre caballería, infantería y unidades a distancia. 

Una de las mejoras en el aspecto estratégico de la nueva entrega es la importancia de colocar las unidades en el terreno adecuado y también es importante saber asediar, ya que los ataques a las fortalezas (y su defensa) son un elemento destacado. 

En cuanto a la jugabilidad, el cuarto capítulo de la serie recuerda más al segundo, el más valorado por los jugadores hasta el momento, pero con unos gráficos actuales que permite ver el detalle de las unidades y edificios como nunca, ya se juegue en PC o en Xbox, ya que el juego está disponible en PC y en Xbox Game Pass para PC y Xbox Game Pass Ultimate. 

La interfaz de Age of Empires IV es mucho más limpia que en las entregas anteriores y más acorde con los tiempos actuales, y en breve llegarán algunas mejoras que ajustarán el tamaño de los iconos para hacerlos más legibles al jugador. 

En unas semanas también está previsto que llegue un parche con cientos de pequeños cambios en el equilibrio o fallos visuales pero, sobre todo, con algunos cambios solicitados por los jugadores como la posibilidad de ver en el juego la puntuación de jugador o la opción de ver el mapa multijugador al acabar la partida. En primavera llegará el contenido creado por el usuario y las primeras temporadas clasificatorias. 

Además de la campaña, hay escaramuzas contra la inteligencia artificial (IA), desafíos del Arte de la Guerra para perfeccionar la manera de jugar y un multijugador, uno de los puntos fuertes tradicionalmente de la serie, que no defrauda, con partidas de hasta cuatro contra cuatro, juego en cooperativo contra la IA, partidas personalizadas y la opción de ser un mero espectador.

ARCHIVADO EN: Inglaterra, Francia, Xbox, China