scorecardresearch

Un penalti da los puntos a un Valencia en inferioridad

EFE
-

Un gol de penalti al filo del descanso dio la victoria al Valencia en un choque en el que jugó casi todo el segundo tiempo en inferioridad

Un penalti da los puntos a un Valencia en inferioridad

El Valencia ganó este domingo al Girona gracias un gol de penalti de Carlos Soler en el último minuto del primer periodo y tras una segunda parte en el que el equipo local jugó con diez desde el minuto 5 por la expulsión de Cömert

La primera mitad estuvo controlada por el Valencia, que aunque no dispuso de muchas ocasiones gol se acercó con frecuencia a la meta de Juan Carlos, mientras que los visitantes trataban de llegar a la portería local a base de contragolpe.

Pese a ello, el partido comenzó con una jugada peligrosa por parte del Girona antes de cumplirse los cinco primeros minutos.

 Samuel Lino, nuevo jugador valencianista, tuvo un par de acciones interesantes por la banda izquierda, pero estuvo impreciso en la finalización, y, tras una buena jugada, Samu Castillejo trianguló para Jesús Vázquez, que no se lo pensó y disparó, pero su tiro se topó con el central del equipo gerundense y Juan Carlos lo pudo atrapar con facilidad.

Al conjunto catalán no le duraba la posesión ante un Valencia que, pese a mostrarse dubitativo atrás con la presión alta de su rival, llevaba la iniciativa del juego.

En los últimos minutos de la primera parte se vio un Valencia volcado en ataque, con ocasiones de Yunus y Castillejo, que se toparon con defensa rival y una falta directa de Soler que fue detenida por Juan Carlos.

En el minuto 45, el árbitro decretó penalti a favor del Valencia por mano de Valery después de una falta lanzada por Samu Castillejo y Soler fue el encargado de materializar la pena máxima para adelantar a su equipo al borde del descanso.

El segundo tiempo comenzó con la expulsión de Cömert, que, tras la revisión del árbitro en el video arbitraje cambió el color de la cartulina y le sacó tarjeta roja, y el Valencia se distribuyó con un sistema de 5-3-1, con Samu Castillejo en punta y Foulquier como tercer central junto a Mosquera y Diakhaby.

Tras la expulsión, el Girona aprovechó su superioridad numérica para cambiar su planteamiento inicial e incorporar más jugadores al ataque en busca del empate y en el minuto 71, Aleix García buscó equilibrar el choque con un potente disparo lejano que despejó Mamardashvili.

A falta de quince minutos, el Valencia introdujo un triple cambio, en el que destaca la entrada del nuevo jugador Nico González, para darle frescura al equipo y aguantar lo que resta de partido el resultado a favor, mientras que el Girona se mostraba inofensivo en su intento de acercarse al área valencianista.

El conjunto catalán dominaba el balón e intentaba hacerse fuerte en ataque a base de centros al área, pero los delanteros, pese a estar bien colocados, no remataban con precisión, lo que impidió que el Girona tuviera opciones de empatar el duelo pese a volcarse en ataque, jugar con un jugador más y contar con siete minutos de tiempo añadido.

ARCHIVADO EN: Valencia CF