scorecardresearch

El Fundación cayó a pesar de jugar un buen partido

Ernesto Cortecero (ADG)
-

2
Granadilla Tenerife B
0
Fundación Albacete
Finalizado
Un gol antes de llegarse al descanso y otro nada más comenzar la segunda parte fue suficiente para que el Granadilla Tenerife B se llevase los tres puntos a pesar de las buenas sensaciones que dejó el equipo manchego

Las jugadoras del Fundación Albacete saltaron al terreno de juego con camiseta de apoyo a La Palma. - Foto: Fundación Albacete

Después de tres victorias consecutivas, el Fundación Albacete cayó derrotado, a pesar de realizar un gran partido, ante el UDG Tenerife B. Dominó en la primera mitad, pero encajó al borde del descanso, y se vio obligado a remar en la segunda parte. El segundo tanto local, en el minuto 58, resultó un contratiempo del cual, el conjunto preparado por Roberto Cantarero, no fue capaz de recuperarse.

El Fundación Albacete mantuvo su esquema de presionar en campo contrario, lo que obligó a la portera anfitriona a atener que jugar en largo. Cuando conseguía el cuero, lo movía de un lado al otro del terreno para conseguir generar superioridades por banda. A pesar de la paciencia mostrada con el esférico en los pies y lograr, de esta manera, desajustar la defensa contraria, no logró superar a una acertada Gurtner.

Aunque la superioridad sobre el terreno de juego así como en la posesión correspondían al conjunto visitante, fue el UDG Tenerife B el que se puso por delante en el minuto 45. Ana estuvo rápida y acertada en un barullo en el área visitante para meter el pie y establecer el 1-0. Cerca estuvo de empatar el Fundación Albacete en la respuesta, en la prolongación, pero una falta botada por Martita se marchó cerca del palo derecho de la meta local.
La segunda mitad comenzaría intensa y con llegadas por parte de ambos bandos, aunque sin peligro. En el minuto 58 llegaría el 2-0 a la salida de un córner enviado muy cerrado. Márquez logró despejar de primeras, pero Andrea, de cabeza, aprovechó el rechace para mandar el cuero a la red de cabeza.

Poco a poco el cuadro visitante comenzó a perder presencia y precisión, aunque metió a su rival en su área buscando centros que las canarias defendieron con orden para evitar que el marcador se moviera.