scorecardresearch

El Baskonia falla también en Belgrado

EFE
-

El conjunto vasco cae (86-83) ante el Estrella Roja en su visita al Stark Arena de Belgrado, la octava derrota seguida en la Euroliga para el equipo españo

El Baskonia falla también en Belgrado

El Bitci Baskonia tampoco reaccionó este jueves ante Estrella Roja en un partido que se le puso de cara con 16 puntos a favor que no supo mantener ante un rival que llegó más entero al final del partido y logró un triunfo por 86-83 en la vigésima octava jornada de la Euroliga.

Fue la octava derrota europea de forma consecutiva para los baskonistas que aunque lograron mantener la mejoría mostrada en Tel-Aviv, sufrió para contener defensivamente a su rival, que logró su mejor anotación del curso, con Nate Wolters -17 puntos y 4 asistencias- y Luka Mitrovic -24 créditos de valoración- como estiletes de un equipo que repartió mucho el protagonismo entre sus jugadores.

A pesar de los chispazos de Matt Costello y Jayson Granger con 22 créditos de valoración respectivamente y el acierto de Simone Fontecchio con 19 puntos, los baskonistas pagaron caros sus errores y se vieron superados por una defensa que les provocó 14 pérdidas de balón.

El Baskonia falla también en BelgradoEl Baskonia falla también en BelgradoEl Baskonia comenzó lanzado con un 0-8 e impidió anotar al cuadro serbio durante los tres minutos iniciales. Simone Fontecchio y Wade Baldwin se multiplicaron en el arranque para mantener por delante a los suyos a pesar de la reacción de los locales, obligados a tirar de talento para lograr cada punto bien plantada.

La velocidad azulgrana contrarrestó el intento de reacción del Estrella Roja y amplió la renta hasta el 13-26 en diez minutos con ritmo en los que sorprendieron a los locales.

La fluidez baskonista no fue tal en el segundo asalto, producto de la intensidad que introdujo en la pista el equipo de Dejan Radonjic, que les permitió recortar distancias con un 13-1 a favor.

El Baskonia falla también en BelgradoEl Baskonia falla también en BelgradoEl partido cambió por completo. Estrella Roja se metió de lleno y al Baskonia le quedaba contener las embestidas del crecido cuadro balcánico que le dio más velocidad a su juego.

La defensa de uno contra uno era un calvario para los hombres de Neven Spahija que tampoco conseguían anotar los tiros liberados que encontraban. A pesar de todo el Baskonia sobrevivió al cambio de tendencia liderado por Nate Wolters y Luka Mitrovic que igualaron el choque a un minuto del descanso, 41-41, después de que la distancia se fuera hasta los 16 puntos en los primeros compases del segundo periodo.

El rebote ofensivo permitió al Estrella Roja voltear el marcador tras el paso por vestuario con un 9-0 de parcial. Los viejos fantasmas volvieron a aparecer en el cinco contra cinco ante una defensa asfixiante del equipo serbio, más intenso que los vitorianos.

A los dos puntos anotados por parte de los vascos en cinco minutos se unió el problema de faltas personales, que llevaron al banquillo a Matt Costello y pusieron al Baskonia en bonus en un partido que se consumía al ritmo que querían los de Belgrado.

La falta de anotación exterior fue un hándicap para el Baskonia que participó en una concatenación de los dos equipos en varias fases del partido.

Siete puntos de Jayson Granger, que volvió a encontrar buenas sensaciones, devolvieron la sonrisa a los suyos y el Baskonia se fue por delante al último asalto, 55-56.

Austin Hollins marcó el camino del Estrella Roja con cinco puntos y la escuadra serbia abrió una brecha de nueve puntos con tres triples importantes, al tiempo que al Baskonia se le nubló la vista en ataque.

A esto se sumaron los problemas para cerrar el rebote y los serbios gozaron de nuevas oportunidades para mantenerse por delante con mínimas rentas, en las que se encontraron cómodos.

Una técnica a Neven Spahija y una canasta de Nate Wolters a 1:30 del final aclaró el triunfo para el Estrella Roja, 80-72.

El Baskonia tiró de raza en los últimos segundos y tuvo la posibilidad incluso de igualar el choque pero la victoria se quedo en Belgrado tras una falta en un triple que reclamó Simone Fontecchio.