scorecardresearch

«Aquí sí hemos perdido empleo desde los 70 con el trasvase»

L.G.E.
-

El consejero de Agricultura de Castilla-La Mancha recrimina el uso partidista de las protestas en Levante:«Lo que tiene el PP es un problema de trasvase de votos a Vox»

«Aquí sí hemos perdido empleo desde los 70 con el trasvase» - Foto: Javier Pozo

Prácticamente a la misma hora en la que había una concentración en Alicante para que no se toque el trasvase, en el Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha se aprobaba una partida de 3,8 millones de euros para hacer inversiones en regadíos de la región y que no se desaproveche nada de agua.  «Gota a gota generamos riqueza y multiplicamos la economía por cinco y seis veces respecto a lo que supone el secano», señaló el consejero de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo. Recordó que en Castilla-La Mancha solo se riega el 14 por ciento de la superficie útil de cultivo, bastante por debajo de la media nacional, que está en el 23 por ciento o del Levante, que llega al 40 por ciento. 

En ese sentido rebatió las críticas que llegan desde Alicante o Murcia por el nuevo Plan del Tajo y lo que podría afectar a los volúmenes del trasvase. «No sé si se pierde empleo en el Levante con el aumento de un caudal ecológico tan justo, tan necesario», comentó, «pero aquí hemos perdido muchos empleos desde que se puso en marcha el trasvase, aquí sí hemos perdido empleo desde los años setenta». Recordó precisamente a esos «ciudadanos de Castilla-La Mancha que se fueron a Levante buscando un mejor futuro». 

Arroyo lamenta que en las protestas a favor del trasvase en el Levante haya intereses partidistas por detrás. «No es de recibo aprovecharse de los agricultores para sacar votos, que es lo que parece que está haciendo el PP», expuso. El consejero de Agricultura castellano-manchego señaló que parece que «el PP lo que tiene es un problema de trasvase de votos a Vox y un gran temor a lo que pueda pasar en las elecciones autonómicas». 

La desalación es la clave. El consejero destacó que el nuevo Plan de Cuenca eleva los caudales ecológicos por Aranjuez, justo antes de que entre el agua más contaminada del afluente del Jarama. «Las decisiones que se han tomado con la cuenca del tajo son responsables, razonables y de sentido común», sentencia. Aunque asume que contra estas decisiones se puede protestar, no cree que las concentraciones y manifestaciones puedan dar muchos frutos. «Hay poco margen de maniobra», comentó refiriéndose a que el Plan de Cuenca ya se ha aprobado en el Consejo del Agua. 

Además arroyo quiso poner el foco en las infraestructuras de las desaladoras. Asegura que no solo es clave para mantener la agricultura en el Levante, sino que también ha sido un elemento crucial para otros sectores y que eso explica la inversión de Volkswagen en la planta del Sagunto.