scorecardresearch

Ucrania defiende a la desesperada la asediada Mariúpol

EFE
-

El comandante en jefe de las Fuerzas Armadas ucraniana asegura que, a pesar de la difícil situación, "la conexión con las unidades de las fuerzas de defensa que heroicamente sostienen la ciudad es estable y se mantiene"

Ucrania defiende a la desesperada la asediada Mariúpol - Foto: SERGEI ILNITSKY

Las tropas rusas continuaron hoy su ofensiva en Mariúpol, donde las autoridades han denunciado el uso de un agente químico y las fuerzas ucranianas están cada vez más desesperadas, mientras que cerca de Kiev un equipo de la gendarmería francesa comenzó a investigar supuestos crímenes de guerra.

"Es probable que en el futuro el enemigo intente tomar el control de la ciudad de Mariúpol, capturar Popasna -en la región de Lugansk- y lanzar una ofensiva en dirección a Kurajovo", en Donetsk, señaló el Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Ucrania.

Según el Instituto de Estudios para la Guerra (ISW), con sede en EEUU, los rusos han dividido en dos la posición de las tropas ucranianas en la ciudad: un grupo está pertrechado en la acería de Azovstal, en el este, y otro en el puerto, en el suroeste.

Los separatistas porrusos de Donetsk aseguraron el lunes primero que habían tomado el 80% del puerto de Mariúpol y después que estaba bajo su "control total", una información que no se ha podido verificar de manera independiente.

Soldados desesperados sin munición 

El bloqueo es tal que en una inusual crítica, la 36ª Brigada de Infantería de Marina, afirmó el lunes que se acerca probablemente la última batalla en la devastada ciudad, ya que "se nos acaban las municiones" y entonces solo queda "el combate cuerpo a cuerpo".

El Ministerio de Defensa de Rusia aseguró hoy que sus fuerzas efectuaron ataques aéreos y de artillería contra unos cien efectivos ucranianos que intentaban supuestamente huir en vehículos blindados de la ciudad y que mataron a al menos 50.

"Otros 42 militares ucranianos depusieron voluntariamente las armas y se rindieron", aseguró el portavoz castrense, Ígor Konashénkov.

Este martes la misma 36ª Brigada de Infantería de Marina aseguró que los defensores de Mariúpol "no abandonaron sus posiciones y que luchan por cada palmo de la ciudad" lo mejor que pueden.

Eso sí, volvieron a denunciar que la ciudad está "sin suministro de munición ni alimentos", según la cadena de televisión ucraniana 1+1.

El comandante en jefe de las Fuerzas Armadas de Ucrania, Valery Zaluzhny, escribió en Facebook que "la defensa de Mariúpol continúa" y que "la conexión con las unidades de las fuerzas de defensa que heroicamente sostienen la ciudad es estable y se mantiene".

"Estamos haciendo lo posible e imposible para ganar y salvar vidas de militares y civiles", aseguró.

Según dijo a la cadena CNN el gobernador de la región de Donetsk, Pavlo Kyrylenko, entre 20.000 y 22.000 civiles han fallecido en la ciudad.

La víspera el alcalde, Vadym Boychenko, cifró los fallecidos en unos 10.000 y afirmó que aproximadamente 120.000 habitantes -de casi 450.000 que había antes de la campaña militar rusa-, tratan aún de sobrevivir al asedio.

Para los expertos del ISW está claro que los defensores ucranianos no tendrán tregua. Cree que los rusos "continuarán los esfuerzos para completar la captura de los focos restantes de la resistencia ucraniana, posiblemente incluso mediante el uso de armas químicas".

¿Armas químicas en Mariúpol?

Ello después de que el fundador del batallón de Azov, Andriy Biletsky, y la Alcaldía de Mariúpol denunciaran que Rusia lanzó un agente químico no determinado con un dron contra militares y civiles ucranianos, algo que los separatistas prorrusos desmintieron hoy.

"Las fuerzas de la república popular de Donetsk no utilizaron ningún arma química en Mariúpol", señaló el portavoz de la milicia, Eduard Basurin, sobre la acusación ucraniana, en cuya verificación trabajan tanto Londres como Washington y la Unión Europea (UE).

Biletsky señaló hoy que, de los tres soldados afectados, uno se encuentra en estado moderado y los otros dos están bajo supervisión médica. Entre los civiles afectados, una anciana es la que está en peor estado.

Dijo que los síntomas de las víctimas son enrojecimiento facial, presión arterial alta, sequedad y acidez estomacal en la orofaringe, así como inflamación de las mucosas de los ojos.

"Ahora se sabe que el enemigo utilizó sustancias venenosas o potentes sustancias venenosas. Sin embargo, por encontrarse en un bloqueo total (la ciudad), su análisis toxicológico es imposible", sostuvo Biletsky.

Kyrylenko afirmó por su parte que es "demasiado pronto para decir qué sustancia se utilizó y si se puede clasificar como ataque químico".

El asedio a Mariúpol es solo uno de los objetivos de las fuerzas rusas en el este de Ucrania, donde la inteligencia militar británica augura una intensificación de combates "en las próximas dos o tres semanas" tras la retirada de las tropas rusas del norte y noreste del país, principalmente de Kiev, Chernígov y Sumy.

Francia ayuda a investigar los crímenes  

Es allí donde los horrores de la campaña militar rusa se están descubriendo aún, especialmente en la ciudad de Bucha (en la región de Kiev), cuyo alcalde, Anatoly Fedoruk, dijo hoy que 403 habitantes fueron "brutalmente torturados, asesinados".

De ellos, se han identificado hasta el momento 163, indicó, al tiempo que explicó que hoy mismo se ha comenzado a exhumar una segunda fosa común con 56 cadáveres.

La fiscal general de Ucrania, Iryna Venediktova, ha calificado de "crímenes de lesa humanidad" la matanza cometida presuntamente por las tropas rusas, de la que el presidente ruso, Vladímir Putin, dijo hoy que era una "falsificación".

En la exhumación hoy de diez nuevos cadáveres participaron miembros de la gendarmería francesa que llegaron el lunes al país para asistir a sus colegas ucranianos en la investigación de crímenes de guerra cometidas en torno a Kiev.

En los 48 días de campaña militar rusa, la Fiscalía General ha registrado 6.036 supuestos crímenes de guerra.