La Administración emplea al 18% de trabajadores de Albacete

M.O
-
La Administración emplea al 18% de trabajadores de Albacete - Foto: Rubén Serrallé

Los puestos de trabajo adscritos al Gobierno autonómico en la provincia crecieron en más de 2.000 en un año, pero bajan los que corresponden a los ayuntamientos

Pese al mucho empleo público destruido tras la crisis económica la provincia está en torno a la media por porcentaje de trabajadores adscritos a las diferentes administraciones. Es lo que dice el último Boletín Estadístico del personal al servicio de las Administraciones Públicas, un documento que muestra que en Albacete hay 25.344 personas que trabajan en empleos de la administración, ya se la estatal (Fuerzas Armadas, por ejemplo), la autonómica (médicos y maestros) o los ayuntamientos, donde se incluye también la Diputación. El dato más actualizado, de mediados de 2018, supone 1.501 trabajadores más en las administraciones que un año antes, pero todavía son menos que hace una década, cuando el empleo de funcionarios y personal laboral se acercaba a los 27.000. Albacete tiene el 17,8% de todos sus trabajadores en servicios públicos, cuando la media de la media de los países industrializados de la  Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) es del 18%. 
El porcentaje en la provincia, no obstante, tiene que ver también con la pérdida de trabajadores del sector privado. A menos trabajadores privados, más porcentaje de funcionarios y trabajadores públicos hay. Pero en números absolutos se observa un crecimiento en el empleo asociado a la administración regional: La Junta de Comunidades empleaba en el último boletín a 14.731 personas en Albacete, 2.300 más que un año antes, y más también que hace una década. El empleo en la Administración del Estado se mantiene igual, con 4.487 trabajadores. También se mantiene sin variaciones el empleo en la Universidad de Castilla-La Mancha, con 986 personas. Donde sí hay menos personal es en los ayuntamientos: Los 5.140 trabajadores de ahora son 800 menos que un año antes, y 2.000 menos que hace una década. Más información en edición impresa