scorecardresearch

Carlos Munera dará un curso de interpretación teatral

Emilio Martínez
-

Acaba de triunfar en Madrid con 'Miss Destierro', una obra de la que también es autor y en la que canta y baila

Fotografía del albacetense Carlos Munera. - Foto: Pilar Felipe Gómez

El topicazo del acrónimo JASP, joven aunque sobradamente preparado, se queda corto, muy corto, para definir a Carlos Munera. Así, señalar al albacetense sólo como un preparadísimo actor, que no es poco, puede restar importancia al resto de sus actividades en el ya de por sí complejo planeta de las artes escénicas. Porque, como acaba de demostrar recientemente en la difícil selva competitiva que es Madrid y su cartelera, en el sumatorio de su currículum es menester, justo y necesario destacar que a pesar de su corta edad, ya acumula una vasta experiencia en el campo de  la docencia. Precisamente con esta actividad va a iniciar el curso teatral 2021-22, en el mes de septiembre, como profesor en Expresando, la prestigiosa Academia y Estudio de Artes Escénicas, centrado en la interpretación y el movimiento. 

El programa sobre el que desarrollará sus clases es de una enorme amplitud. Desde el trabajo de ejercicio físico, hasta el desarrollo de los movimientos en el espacio, pasando por la influencia de la atención, los estímulos en las diferentes partes del cuerpo, las diferencias entre moverse y actuar y todas las herramientas del proceso creativo. En definitiva, como el paisano cuenta a La Tribuna, se trata de aplicar su metodología de trabajo «basada en la diversidad de contenidos, la cooperación y la sinergia». Lo mismo que viene llevando a cabo particularmente con los entrenamientos de los actores en su grupo Telón Abierto.

Es más que posible que en este inicio de curso Munera tenga que compartir estas sus enseñanzas con otra serie de compromisos sobre los escenarios. Porque, al margen de su ya amplia hoja de servicio a la cultura en general y a las artes escénicas en particular, su último espectáculo durante el mes de julio Miss Destierro, con buenas críticas y asistencia al prestigioso teatro Nueve Norte, se ha ganado la repetición en esta sala en septiembre tras el obligado parón agosteño. El lucimiento del albacetense llegó más allá de la interpretación de Ismael, su protagonista, porque no faltaban su exhibición bailando -se nota su formación de ballet- y cantando. Y para más mérito resulta que el texto lo escribió él junto a su colega Miguel Lobo.

(Más información en la edición impresa y en la app de La Tribuna de Albacete).