scorecardresearch

Mantienen las cifras del dispositivo de vialidad invernal

A.G.
-

Las 10 brigadas que trabajan en la red viaria autonómica de la provincia vuelven a contar con 78 efectivos, que tienen a su disposición 31 vehículos, de los que 11 son camiones quitanieves

Un camión quitanieves avanza por una carretera de la provincia, en una imagen de archivo. - Foto: Rubén Serrallé

La pasada campaña invernal fue relativamente tranquila en cuanto a fenómenos meteorológicos extremos, tras una 2020-21 que había batido récords por los efectos de la borrasca Filomena. A la espera de lo que ocurra en las próximas semanas, el Gobierno regional tiene ya activo su dispositivo de vialidad invernal, cuyo protocolo publicó recientemente, manteniendo cifras prácticamente idénticas a la del año anterior.

Así, los nueve centros de trabajo con que cuenta el personal de carreteras en la provincia de Albacete volverán a sumar esta vez 78 trabajadores (69 de personal propio y nueve del contrato de apoyo), divididos en 10 brigadas. Estas tienen 31 vehículos a su disposición, de los que 11 son camiones quitanieves. Componen el resto de la maquinaria dos con camiones con esparcidores o cuñas, tres motoniveladoras y 15 medios de distinto tipo.

Esos efectivos dispondrán de depósitos con una capacidad total de 2.225 toneladas de sal fundente para evitar la aparición de hielo en el asfalto tras episodios de nevadas o temperaturas bajo cero.

Todos esos medios vuelven a dividirse en las tres zonas en que  la Consejería de Fomento divide la provincia para estas tareas de conservación: uno (zona occidental de la provincia, con cuatro centros de trabajo y 29 trabajadores, que comprende desde el límite de la provincia de Ciudad Real hasta la autovía A-31 y N-322 en su confluencia en Albacete y por el sur llega hasta la zona de Riópar); dos (con dos centros de trabajo y 19 trabajadores, corresponde a la zona nororiental de la provincia entre los límites de Cuenca y la Comunidad Valenciana hasta la autovía A-31 y A-30, hasta la localidad de Tobarra) y tres (zona central y sur de la provincia hasta los límites con Andalucía, con tres centros de trabajo y una plantilla de 30 personas).

Sus labores se organizan con un orden de prioridades, que marca como preferente el tráfico de acceso a hospitales; capitales de provincia y núcleos de población anexos; otros municipios con más de 50.000 habitantes; vías de alta capacidad; líneas de transporte de interés estratégico y la Red de Itinerarios para Mercancías Peligrosas.