Las funerarias destacan el fuerte descenso de muertes

Josechu Guillamón
-

Creen que próximamente habrá un rebrote del Covid, pero que no será tan duro como lo vivido en marzo y abril

Imagen del cementerio de la capital. - Foto: Rubén Serrallé

El 47,5% de los fallecidos en la provincia entre el 1 de marzo y el 30 de junio perdieron la vida por culpa del coronavirus o existen sospechas fundadas de que tenían la enfermedad, según los datos que hizo públicos ayer el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha (TSJC-LM) . Dicha información se ha remitido por la totalidad de los Registros Civiles de las cabeceras de Partidos Judiciales y una buena parte de las Agrupaciones y Juzgados de Paz. 

Según estos datos estadísticos obtenidos en el marco del expediente gubernativo abierto por la Presidencia del TSJ, con el objetivo de garantizar el correcto funcionamiento de los Registros Civiles, en los meses de marzo, abril, mayo y junio 2.174 personas perdieron la vida en la provincia, de las cuales 1.033 fallecieron por coronavirus o existen sospechas fundadas de que así fuera, según los forenses del Instituto de Medicina Legal.
En concreto, en la provincia de Albacete durante el mes de junio se han expedido 281 licencias de enterramiento, frente a las 296 del mismo mes del año 2019. Esto supone un descenso del 10,5%, el más bajo de toda la región, ya que en Ciudad Real la caída es del 12,5%, en Cuenca del 51,8%, en Guadalajara del 34% y en Toledo del 31%.
Desde la Asociación de Servicios Funerarios de Albacete (ASFA) su presidenta,  Yolanda Martínez, aseguraba que el descenso se había notado drásticamente. «Hemos pasado de estar al principio de la pandemia con 10 ó 12 fallecimientos todos los días a no tener trabajo ninguno. Casos de Covid, en cosa de dos meses no nos ha llegado prácticamente ninguno, esa es la realidad».
Aunque como cualquier ciudadano, desde la asociación temen que se produzca un rebrote de la enfermedad próximamente, esperan que no sea tan duro. «En general, pensamos que va a haber fallecimientos, pero bastantes menos que los que hubo en marzo o abril».
También afirma que ellos estarán mejor preparados, puesto que al inicio de la pandemia les resultaba muy difícil obtener material de protección. «El principal problema ha sido la falta de material de protección y la falta de facilidades para conseguirlo. El problema empezó a solucionarse a principios de junio, lo hemos pasado fatal, ha sido durísimo, porque no teníamos casi nada y Sanidad no nos ha hecho ni caso. Ha sido una vergüenza».
Afortunadamente ha habido pocos contagios. «El 75 u 80% de trabajadores del sector ha salido en las pruebas que no ha tenido contacto con el coronavirus, cuando teníamos 10 y 12 fallecidos diarios por Covid». 

MÁS INFORMACIÓN EN EDICIÓN IMPRESA