scorecardresearch

La incidencia baja a un nivel de riesgo medio

A.G.
-

La provincia registró 490 contagios de Covid-10 entre el 30 de agosto y el 12 de septiembre, lo que deja la tasa en 126 casos por 100.000 habitantes, con Minaya y Cenizate como los municipios con registros más altos

La incidencia acumulada del Covid-19 bajó de nuevo entre el 30 de agosto y el 12 de septiembre en la provincia de Albacete, llegando a niveles que no se daban desde el mes de junio. En esas dos semanas, fueron 490 los positivos confirmados en el territorio albacetense, lo que deja esa tasa a 14 días en 126 casos por 100.000 habitantes, 34 puntos inferior a la de siete días antes y dentro del nivel de riesgo medio fijado por el Ministerio de Sanidad (entre 51 y 150). Así lo indican los datos detallados por municipios que publica cada jueves el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam), en los que se aprecia un notable descenso entre las dos semanas analizadas, pues los contagios totales fueron 312 en la semana 35 (del 30 de agosto al 5 de septiembre) y 178 en la 36 (del 6 al 12).

En cualquier caso, la generalizada remisión de la quinta ola no evita que se sigan produciendo brotes puntuales y de cifras abultadas, como ocurrió a inicios de septiembre en Cenizate (localidad albacetense con la incidencia más alta, de 3.098, al acumular 37 casos activos) y la pasada semana en Minaya (19 casos confirmados, que llevan la tasa a 1.288).

Aumenta el número de localidades donde no se registró ningún positivo en esos 14 días, que fueron 42, mientras que 16 municipios estuvieron dentro del indicador de riesgo alto, con una incidencia superio a 250.