scorecardresearch

Planas asegura que no habrá desabastecimiento alimentario

Agencias
-

El ministro de Agricultura hace un llamamiento a la calma ante el paro convocado por transportistas de mercancías y afirma que se está trabajando en importaciones "alternativas" para solucionar la dependencia de materia prima que proviene de Ucrania

Vista de varios camiones aparcados en Irún (Gipuzkoa) este lunes. - Foto: EFE/Javier Etxezarreta

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha reiterado este lunes que no habrá desabastecimiento alimentario en España, tras el fuerte impacto que está teniendo el conflicto bélico de Ucrania, uno de los principales 'graneros' de Europa, en el sector agroalimentario, aunque sí que ha avanzado que se está trabajando para importar algunas materias primas de fuera de la UE para tener un mayor aprovisionamiento.

"No es una situación ni mucho menos de las más graves, tenemos un nivel altísimo de abastecimiento alimentario y es un motivo de orgullo. Tenemos un nivel de autonomía alimentaria que me permite decir que no hay ningún problema de desabastecimiento, a pesar de las imágenes que están saliendo de acaparamiento de productos, que no tiene sentido", ha asegurado Planas durante su participación en Los Desayunos Informativos de Europa Press.

Sin embargo, Planas sí que ha reconocido que España tiene "elementos de vulnerabilidad" como es el caso del maíz, donde importa el 22% a Ucrania, o el medio millón de toneladas que se compra de aceite de girasol. "Estamos tratando de dar una respuesta a esas compras mediante la facilitación de importaciones a la UE", ha asegurado, y ha detallado que ya se está avanzando en contactos para traer materias primas de Argentina y Estados Unidos, entre otros mercados.

Respecto a la situación del aceite de girasol, donde algunas industrias como la del dulce y las conserveras han alertado de que se están quedando sin existencias, Planas ha asegurado que está trabajando en "abastecimientos alternativos", al tiempo que ha puesto en valor y defendido la calidad del aceite de oliva como su sustitutivo.

Otro de los productos que están sufriendo el fuerte impacto de la guerra de Ucrania es el maíz, donde aún quedan existencias de entre 45 a 60 días en Tarragona. "Estamos tratando de dar una respuesta a esas compras mediante la facilitación de importaciones a la UE", ha señalado.

Respecto a los fertilizantes, que están directamente vinculados al precio del gas, ha asegurado que España se encuentra en una situación mejor que otros países, ya que más del 50% de su aprovisionamiento es de producción nacional.

Cuestionado por el incremento de los precios de la energía, Planas ha reconocido que el Gobierno está dispuesto a actuar en este aspecto, como ya ha avanzado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tras el consejo europeo informal que tuvo lugar la semana pasada en Versalles (Francia).

Respecto a la posibilidad de que el Ejecutivo retoque la fiscalidad a los combustibles, Planas ha reconocido que es "una de las variables". "Nos encontramos en un momento excepcional y habrá que tenerlo en cuenta", ha avanzado.

De esta forma, el titular de Agricultura ha señalado que se articulará un paquete europeo de ayudas que servirá, junto al "plan de choque potente" del Gobierno, para dar respuesta a los problemas que están surgiendo tras el inicio del conflicto bélico.

"Es muy importante que usemos la misma energía y determinación que hemos tenido para adoptar sanciones a nivel europeo a esta situación injusta para dar respuesta a los problemas que tenemos en el ámbito agroalimentario y ofrecer una respuesta eficaz", ha subrayado.

El ministro de Agricultura ha abogado por lograr una autonomía alimentaria en Europa. "La UE es el mayor exportador e importador del mundo. Tenemos casi todo, pero hemos identificado algunos cuellos de botella, por lo que hay que dirigirse a tener una producción propia. No estamos en peligro, estamos en notable alto y queremos ir a más. No somos una isla en el mundo y lo que pasa en el resto también nos compete", ha subrayado.

 

Excepciones temporales en la PAC

Cuestionado por si la futura Política Agrícola Común (PAC) es adecuada para la actual situación que está viviendo España, el titular de Agricultura ha asegurado "alto y claro" que la "orientación a un sistema de producción agroalimentaria sostenible no tiene marcha atrás". "Este es el planeta A y no hay un planeta B", ha recalcado.

"España ha pedido determinadas excepciones temporales y singulares en la aplicación de la PAC, pero no perdamos las perspectiva del bosque, que esta PAC tiene una orientación de apoyo a las rentas y una orientación ambiental que es totalmente necesaria", ha subrayado, consciente de que la producción sostenible supone mayores costes, por lo que hay que trabajar para "hacer compatible el abastecimiento alimentario con los objetivos ambientales".

 

Argentina, posible solución para la falta de maíz

El Gobierno se reúne este lunes con el sector importador de cereales con la previsión de dictar, "en las próximas horas", una resolución para levantar las restricciones técnicas que faciliten la llegada de cereal, especialmente maíz, desde Argentina.

Así lo ha avanzado Planas, que ha informado de que esto es posible tras la reunión, el pasado viernes, del Comité Permanente de Vegetales, Animales, Alimentos y Piensos (Scopaff por sus siglas en inglés).

En dicho encuentro, la Comisión informó a los Estados miembros de que son ellos los que deben tomar las medidas necesarias para relajar los límites máximos de residuos fitosanitarios que técnicamente impedían la importación de materias primas como torta de girasol o maíz disponible en Argentina.

Son unas restricciones que se levantarán "dentro de las plenas garantías" relativas a la seguridad alimentaria y a causa de la necesidad de suplir el nicho cerealista dejado por Ucrania, ha señalado.

Planas ha revelado que el viernes pasado mantuvo una conversación "muy positiva" y "constructiva" con su homólogo argentino, Julián Andrés Domínguez, para "dar acompañamiento" en el desarrollo de estas operaciones entre los comerciantes de ambos países.

Espera también avances en cuanto a las importaciones que puedan venir de Estados Unidos.