scorecardresearch

«Rozalén nunca estuvo en la Feria de Artes Escénicas»

A.Díaz
-

Antonio Campos, director de la vigésimo quinta Feria de las Artes Escénicas y Musicales de Castilla-La Mancha, comentó qué perspectivas tiene esta cita tan relevante

«Rozalén nunca estuvo en la Feria de Artes Escénicas» - Foto: Arturo Pérez

La vigésimo quinta Feria de las Artes Escénicas y Musicales de Castilla-La Mancha se celebrará en Albacete, del 2 al 7 de noviembre, con disciplinas  como teatro, danza, música, circo o espectáculos de calle. Su director, Antonio Campos, comentó qué perspectivas tiene esta cita tan relevante que promueve la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, con el apoyo de Diputación de Albacete, Ayuntamiento de la capital y Cultural Albacete. 

Una feria que, tras el paréntesis de 2020, vuelve a ser presencial.

Así es, pero con la pandemia hemos cambiado todos las formas de mirarnos digitalmente, incluso las inscripciones en la feria han cambiado, porque necesitamos constancia de quién viene, a qué obras van a entrar, para controlar los aforos y dejar ver a todo el mundo los espectáculos. Ha cambiado también el propio atractivo, estamos obligados a movernos a través de estos medios. La pandemia parece que nos ha cambiado, entonces hemos focalizado y damos una vuelta a la imagen que ya se notó en la cartelería del año pasado y, por defecto profesional, porque vengo de una compañía de teatro y lo primero que lanzamos es un cartel, enganchamos a través de la imagen, había que focalizar también el esfuerzo en la imagen de la feria.  Ha cambiado, decía la manera de inscribirse, la web, la imagen y hemos ampliado los días, dos más y, por los 25 años hemos hecho un esfuerzo para que el Ayuntamiento y la ciudadanía de Albacete sepa que aquí se celebra la feria más importante de artes escénicas de Castilla-La Mancha y queremos situarla como una de las más importantes a nivel nacional y, para ello, necesitamos la implicación del Ayuntamiento, para movilización de colectivos, de la juventud, incluso con actividades  preferia acudiendo a institutos y escuelas. Contamos con los barrios y pedanías y el Ayuntamiento va a ser el primero en contratar espectáculos que vienen a esta feria, para llevarlo a esos barrios y pedanías. Queremos que todo el mundo sepa que puede ir a ver estos espectáculos, incluso se ha hecho un abono.

¿Una oportunidad para la ciudadanía esos días?

Así es, es una oportunidad  para la ciudadanía, para que la gente sepa que hay una feria y la disfrute, porque tenemos 34 espectáculos muy variados y que quizá son difíciles de ver si no están dentro de una programación ferial, porque no es una propuesta comercial al uso. Algunos espectáculos están especializados en algún sentido y se ha intentado recoger una variedad y color muy grandes. No se ha programado al gusto del director artístico. 

¿De quién, entonces?

Bueno, queríamos ampliar el espectro y coger el pulso a todos los programadores que pueden venir a esta feria, incluso a los que no vendrán, para que se puedan hacer los máximos contratos posibles en estas 34 compañías y, para eso, se necesita empatía, para ver qué cosas se pueden programar y que funcionen, porque ya sabemos que cada gestor tiene su línea de trabajo, su público, un tipo de espectáculo y hay que conocer todo eso. Hay montajes como Doble Burbuja, de aquí, de la región, con una persona que hace burbujas, pero muchos programadores demandan eso para su público infantil. Seguramente le salgan más contratos que a otros que hacen un espectáculo sobre Kafka, pero también habrá un gestor que tiene una sala que programa eso. Es un arco muy amplio y puede que en las ferias, alguien esté acostumbrado a ver cosas, cuanto más raras , mejor, más experimentales, pero no necesariamente tiene que ser así, es una feria comercial. Parece que estamos en el arte erudito, especializado, pero tienes que saber qué le puede interesar al público. Con el flamenco tenemos una prueba, está la Tía Anica La Piriñaca, La Niña de los Peines, y luego está Rosalía, tenemos que tener ese espectro, para todo el mundo. 

¿Cómo valoraron los 25 años para programar esta feria?

Normalmente se venían programando una media entre 15 y 22 espectáculos, unas 18 compañías y se ha pasado a 34. Creo que era un motivo de celebración para coger más compañías, claro, esto tiene un coste más amplio que puede que no se quede para el resto de ediciones. Esta efeméride es especial, 25 años, y por eso se ha ampliado a 34 espectáculos. Si funciona y como se ha hecho el esfuerzo económico para contratar compañías, en la imagen, y si los gestores lo demandan, podríamos dejarlo para el año que viene, que todavía tenemos que reinventar, porque empezaremos el 8 de noviembre, como las fallas, una vez que las quemas, comienzas de nuevo.

Habló de presupuesto, ¿qué cifra maneja la feria?

Pues te voy a hablar de memoria, lo que se va a gastar este año no lo sé, es más amplio que el pasado, pero la última estaba en torno a unos 130.000 euros.  

Las compañías que vienen de fuera de Castilla-La Mancha cobran el 50 por ciento del caché establecido, se les paga hotel y manutención, para las de la región, se consiguió el año pasado subir del 50 al 75 por ciento, utilizando la feria también como un canal de presupuesto, para que llegue a nuestras compañías. Esos 130.000 euros son suficientes, pero no está de más poner énfasis en subir. Obviamente, cuanto más presupuesto tengamos para programar, cuantas más compañías y más gestores vengan,  mucho mejor.  

El público, tras la pandemia, también demanda más espectáculo, mucho más que antes; ahora la compañía que no llena, no tiene excusas y, en este caso, utilizaremos todos los espacios que tiene la cuidad indudablemente, Albacete es la ciudad mejor acondicionada para esta feria, a un palmo tenemos Teatro Circo, Auditorio, Centro Cultural La Asunción, Filmoteca, aunque no la utilicemos, Casa de Cultura José Saramago, Teatro de la Paz, equipados totalmente, con unos directores técnicos de cada centro que están por la labor, aunque se contrate además  una empresa externa para llevar a cabo todos los espectáculos, porque son siete por día y eso se notará en la ciudad, esperamos.  

¿Cuántos programadores y gestores vendrán?

El empeño de esta feria es equiparar a los gestores que vienen de Castilla-La Mancha con los que llegan de fuera. Estamos hablando de 90, 100 gestores de media,  pero seguro que este año los superaremos con creces, porque llevamos hasta hoy muy buenos datos. He hecho un cálculo, para todo de unas 300 personas, incluso creo que las vamos a superar esto también, entre gestores, programadores, compañías, etc.

Todo está perfectamente coordinado, incluso los montajes de los espectáculos, para agilizar tiempos y optimizar los recursos, sin solapar.  Sin olvidar hacer una feria atractiva, de principio a fin, comenzando con fuerza, como en el cierre, para aguantar aquí a esos gestores. 

Con montajes de 11 comunidades...

Sí, son 11 comunidades con la nuestra y espectáculos muy potentes de todas las disciplinas, incluso tenemos a Ana Morales, una mujer que trabaja y baila  en todo el mundo, pero no aquí,  había que traerla. Tenemos al Teatro Clásico de Sevilla,  Francisca, una producción nuestra, Everlasting Love, que fue candidata a los Max, y terminamos con La luna en un cazo, un montaje que no tiene nada que ver con lo que se suele hacer para niños, de verdad,  se sale de lo común. 

¿Con un cuidado especial para las compañías castellano-manchegas y de Albacete?

Lo que hago, desde el minuto uno, es ver qué compañías hay en Castilla-La Mancha y voy configurando, pero no es una muestra de una comunidad, es una feria a nivel estatal. Qué duda cabe, el esfuerzo lo haces en compañías castellano-manchegas e intentas tener un número alto, porque merece la pena. Jugamos ya  en otra liga, con ayudas a producción, y se hacen cosas en Castilla-La Mancha que hay que valorar, aunque todavía estamos flojos, por ejemplo en danza, entonces, si hay una compañía que la hace, tiene que estar en la feria. Corrales de Comedias, tenía que estar, eso sí, la norma es también traer lo último y andar muy fino en Castilla-La Mancha para que lo que programes, salga de la región. Yo como compañía, lo que quiero es hacer giras fuera de mi comunidad. Claro, Este devenir, de Karmento, con ese toque manchego, que está funcionando, tiene que estar. Es que nuestra mayor abanderada en música ahora mismo, Rozalén, nunca estuvo en la Feria de Artes Escénicas de Castilla-La Mancha, nunca estuvo programada, este tipo de cosas no se nos pueden escapar, tienen que estar en este marco de la feria. De alguna forma, tiene que ser el laboratorio donde se descubra el talento, como catalizador. 

Luego, lo del número de compañías de Albacete, es casual, salen muchas de Albacete, pero eso lo ve la comisión artística, son las que son, pero no es porque se ponga una atención especial en Albacete. Creo que estamos recogiendo los frutos de un Cultural Albacete que funciona muy bien, un caldo para la cultura y eso se tiene que notar en algún sentido.  

 

Más información en la edición impresa y en la APP de La Tribuna de Albacete (https://latribunadealbacete.promecal.es)