San Isidro nos lleva al campo

A.G
-

Más de 40 municipios albacetenses celebraron con diversas actividades el día del patrón de los agricultores, una conmemoración popular muy arraigada

Un público numeroso presencia el concurso de tiro de cuerda, una de las actividades organizadas en Munera con motivo de San Isidro. - Foto: Carmen Moya

En una tierra de tradición eminentemente agrícola, la de San Isidro Labrador es una de las festividades más importantes e arraigadas, aunque no tenga esa condición administrativa más allá del ámbito local. Millares de albacetenses participaron ayer en actividades de tipo diverso para conmemorarla.
La calurosa temperatura fue la característica más reseñable del 15 de mayo, día en el que agricultores y vecinos de numerosas localidades festejaron una vez más al patrón de los campesinos, rogándole por lluvia y buenas cosechas. Su imagen salió a la calle en muchas de esos pueblos, con destino a ermitas de parajes cercanos, de regreso a la parroquia tras permanecer un tiempo en ellas o simplemente para pasearla por las calles más cercanas a la iglesia.  
Esa procesión o romería es una de las actividades principales en las algo más de 40 localidades que festejan, de una u otra forma, esta carismática fecha. Como informó La Tribuna recientemente, 30 la tienen marcada como festivo local y, en cuatro casos, San Isidro es el patrón del municipio.
Uno de ellos es Alcadozo, que ayer vivió el día grande de sus fiestas en honor al santo labrador. A las 10 horas se celebró la misa en la parroquia de la Purísima y posteriormente tuvo lugar la procesión, con la imagen portada a hombros por lo s vecinos en su tradicional recorrido por las principales calles de la localidad. A las 12 horas comenzó el primero de los tres encierros programados para estas fechas y, por la tarde, la plaza de toros acogió un festival taurino mixto. 
En los casos en que no se están celebrando las fiestas patronales, los programas de actividades varían, pero suelen tener características comunes, como los concursos de cortes o habilidad con tractor, la tradición de que las familias se reúnan a comer en el campo con sobremesas que se alargan o las degustaciones a las que invitan las cooperativas locales o hermandades de San Isidro. 
A partir de ahí, cada localidad tiene sus singularidades y la propuesta de eventos varía. Por ejemplo, en Munera y otros municipios, la procesión va acompañada de carrozas elaboradas por los vecinos, que participan en un concurso organizado por el Ayuntamiento. Una carrera pedestre, una exhibición de caballistas, juegos populares para pequeños y mayores y la actuación del grupo de coros y danzas Munera la Bella completaron un día festivo más que animado.
Mientras, en Alborea, los festejos tradicionales contaron el añadido de la actuación de la charanga Los Culipardos, de Cenizate, un vino de honor ofrecido por la cooperativa y un espectáculo de pasodoble, a cargo de la compañía Circuito Internacionales. Además, la Asociación de Jubilados celebró una animada cena ya de noche.

(Más información en edición impresa)