scorecardresearch

La UE logra aprobar el sexto paquete de sanciones contra Rusia

Europa Press
-

Hungría muestra su apoyo a las nuevas medidas a cambio de que el bloque comunitario saque de su lista de personas vetadas al Patriarca Kirill, figura considerada cercana a Putin y objeto de polémicas por no condenar de forma expresa la invasión

La UE no sancionará al Patriarca Kirill tras la presión de Hungría - Foto: FOTOGRAMMA / ZUMA PRESS / CONTAC

Hungría ha logrado este jueves que las sanciones europeas por la invasión rusa de Ucrania no incluyan al Patriarca Kirill, después de que los Veintisiete hayan aceptado esta concesión para desbloquear el sexto paquete que impone un embargo al petróleo ruso, pero que finalmente no afectará al líder religioso.

Durante la reunión a nivel de embajadores ante la UE, los Veintisiete han aprobado finalmente esta nueva ronda de sanciones atendiendo las demandas de Budapest para no incluir en la 'lista negra' al máximo representante de la Iglesia Ortodoxa en Rusia, han confirmado varias fuentes diplomáticas.

Una vez con el visto bueno de los embajadores la decisión necesita aún cumplir un procedimiento escrito en las próximas horas para ser adoptado formalmente por los Veintisiete, requisito previo a su publicación en el Diario Oficial de la UE para su entrada en vigor. El Patriarca es una figura considerada cercana al presidente ruso, Vladímir Putin, y ha sido objeto de polémicas desde la invasión de Ucrania al no condenar de forma expresa la ofensiva del Ejército ruso.

Hungría ha mantenido esta exigencia hasta el final, pese al acuerdo alcanzado durante la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de este lunes que validó el paquete de sanciones en su totalidad, incluido el añadir al máximo representante de la Iglesia Ortodoxa en Rusia.

Se trata de la segunda gran concesión que logra Budapest en esta ronda de sanciones, después de limitar el veto al crudo ruso solo al suministro que llega por vía marítima. Según cálculos de la Comisión Europea, esto supondrá un embargo inmediato a dos terceras partes del petróleo ruso y permitirá a Hungría, República Checa y Eslovaquia seguir abasteciéndose a través de oleoductos.

La exención al petróleo despertaba recelos de varios socios por el temor a que la entrada de crudo ruso por oleoducto pueda distorsionar la competencia en el mercado comunitario y ahora la manera en la que Budapest ha conseguido sacar al líder religioso de unas medidas discutidas durante semanas por los Veintisiete ha sido calificado como "política de rehenes" por fuentes europeas consultadas por Europa Press.

En un mensaje en redes sociales, el embajador de Lituania ante la UE, Arnoldas Pranckevicius, ha lamentado que el acuerdo cerrado hace unos días por los líderes europeos no se haya respetado. "Es muy decepcionante y difícilmente aceptable", ha asegurado, para incidir en que el próximo paquete debe incluir al Patriarca Kirill, el embargo al gas y sanciones contra más bancos, asuntos que se han quedado en el tintero esta vez.

"Todos los estados miembros que se expresaron lamentaron esta retirada pero por pragmatismo aceptaron este sexto paquete sin este nombre en la lista para que entre en vigor rápidamente", ha explicado otra fuente diplomática sobre la reunión de embajadores que dio luz verde a las últimas medidas punitivas contra Rusia.

Aparte, el sexto paquete de sanciones añade a la 'lista negra' a miembros de la cúpula militar rusa, a responsables de la guerra de Ucrania como aquellos detrás de la matanza de Bucha y a más oligarcas y miembros de la familia de Putin.

Las medidas también contemplan la desconexión del principal banco ruso, Sberbank, y otras tres entidades del sistema de comunicación financiera Swift, dos de ellas rusas y una tercera bielorrusa. También se cortará la emisión de varios medios estatales rusos y se extenderá la prohibición de exportar productos químicos y de alta tecnología a Moscú.