scorecardresearch

La esencia de la India en un libro

Charo Barrios
-

Alka Joshi abre las puertas a los aromas, las texturas y los ecos de un mundo sensual y fascinante en 'La artista de Henna', que es un homenaje a su madre y a las mujeres de su país

La escritora se fue a EEUU con su familia a los nueve años de edad.

Nunca soñó con ser escritora. Alka Joshi quería dibujar. Sin embargo, al entrar en el mundo de la publicidad como redactora, descubrió que crear historias la apasionaba. Cuando su empresa se resintió de la crisis de 2008, se inscribió en un Máster en Escritura Creativa animada por su marido.

En esa misma época, regresó a Jaipur, el lugar de su nacimiento, donde aún vive parte de su extensa familia y donde su madre compartió con ella detalles de su infancia, su maternidad y el matrimonio concertado con su padre en 1955, y se dio cuenta de que, pese a que esta se crió de una forma muy tradicional, procuró que tuviera la libertad de tomar sus propias decisiones. «Me llené de gratitud por la extraordinaria vida que he podido vivir». A partir de ese momento, empezó a tomar forma en su mente el personaje de Lakshmi, la artista de la henna, una mujer que abandona a un marido que la maltrata y trata de labrarse una vida independiente en una época en la que la India forjaba su propio camino como país que acababa de ganar su independencia.

El reencuentro con sus raíces (cuando tenía nueve años, su familia se trasladó a EEUU) la animó a empezar un intenso proceso de documentación sobre la India en los años 50, especialmente de la ciudad rosa, Jaipur, antigua sede de la familia real y llena de monumentos que atestiguan su noble historia, así como de los conflictos de casta, color y clase de la sociedad de la época, marcada por una influencia colonial contra la que se revolvía. Un proceso basado, principalmente, en leer y ver películas de y sobre la época, además de llevar a cabo numerosas entrevistas, empezando por sus propios padres y amigos. Poco a poco fue desgranando la historia de una mujer que lucha por salir adelante, con el deseo de evocar para su madre toda la libertad que no gozó en su juventud. Así surgió La artista de Henna (Maeva).

Lakshmi, la protagonista, consigue hacerse un lugar en la alta sociedad de Jaipur como reputada artista de la henna, hasta que la aparición de una hermana cuya existencia desconocía pone en jaque todo lo que ha logrado y la sitúa en el dilema de inculcar en la niña, un espíritu rebelde que ve con pavor lo que la espera en la edad adulta, valores de buena esposa en los que ella misma no cree, como tantas otras mujeres se vieron obligadas a hacer. Y, a pesar de eso, la novela está llena de personajes femeninos que luchan por tener autonomía en su vida dentro de sus circunstancias.

La obra ha cautivado a lectores de todo el mundo. Indios, pakistaníes y bengalíes aprecian la forma en que se retrata la riqueza de sus culturas, mientras que los lectores occidentales se sienten impactados por las protagonistas y la experiencia inmersiva de la lectura, y fascinados por elementos de la tradición cultural india como la henna o las hierbas medicinales. La autora señala que esa capacidad de escribir una novela de éxito internacional puede deberse a su experiencia viviendo en varios países como la India, Estados Unidos, Italia y Francia, que le permite sentirse parte de una cultura y, a la vez, observarla desde fuera con espíritu crítico. «Al igual que no hay personas perfectas, tampoco hay países perfectos. Como escritora, me interesa explorar lo bueno y lo malo de la cultura sobre la que escribo». Por otro lado, considera que, dado que gran parte de ficción sobre la India se ha escrito desde una perspectiva extranjera, es necesario ver la cultura desde múltiples perspectivas para completar la historia.

 

Gran éxito mundial

Sin embargo, jamás hubiera imaginado el gran éxito que su novela ha tenido alrededor del mundo y agradece profundamente la cálida acogida que ha tenido en muchos países. Siente una conexión especial con los libreros, en los que afirma haber encontrado su «tribu», y cree que la promoción de relatos como los que ella escribe, llenos de protagonistas fuertes que eligen su propio futuro, puede contribuir a avanzar en la igualdad de género. Por otro lado, también se siente orgullosa de mostrar la cultura india a través de sus libros hasta los detalles más recónditos, incluyendo olores y sensaciones, pues considera que allí recae la capacidad evocadora de sus novelas: «Es esa información sensorial y mi capacidad para transformarla en palabras lo que produce mi esencia literaria».

Por otra parte, se está preparando una serie de Netflix basada en la novela La artista de henna que la autora espera que pueda invitar a muchos más lectores a zambullirse en una historia sobre una mujer que lucha por forjar su propio destino en un país que se reconstruye a sí mismo tras siglos de dominación, invasión y colonización. 

ARCHIVADO EN: India, Libros