scorecardresearch

Avanza la tramitación del Parque Arqueológico de Libisosa

A.G.
-

La Junta abrió el trámite de audiencia a los propietarios de terrenos incluidos en el área de influencia, a los que confirma que «los usos agrícolas tradicionales» podrán mantenerse

Imagen de archivo de una visita al yacimiento arqueológico de Libisosa. - Foto: José Miguel Esparcia

La anunciada declaración del yacimiento de Libisosa, en Lezuza, como sexto Parque Arqueológico de Castilla-La Mancha tuvo ayer un importante avance, con la publicación por parte de la Viceconsejería de Cultura y Deportes de Castilla-La Mancha del trámite de audiencia a los interesados en el procedimiento. Ese paso, uno de los últimos antes de la conclusión del expediente, consiste en la apertura de un plazo de 10 días hábiles para que los propietarios de parcelas afectadas consulten la documentación y puedan presentar las alegaciones o justificaciones que consideren pertinentes.

El reconocimiento de Libisosa como patrimonio arqueológico del máximo nivel podría suponer limitaciones a la actividad en esos terrenos, en función de cuál de los tres niveles de afección en que se encuentren. En cualquier caso, la publicación de la Junta ya tranquiliza a sus propietarios, advirtiendo de que «con carácter general, los terrenos incluidos dentro de la delimitación del Parque Arqueológico mantendrán los usos agrícolas tradicionales adscritos al sector primario». Estos quedarán además regulados en un apartado específico del Plan de Ordenación de Libisosa.

Las parcelas incluidas, tanto públicas como privadas y muchas de ellas de pequeño tamaño, componen un amplio listado con decenas de referencias. En ellas, durante la tramitación del procedimiento, «no podrán realizarse actos que, por suponer una transformación de la realidad física del Parque Arqueológico, dificulten de forma importante la consecución de los objetivos del mismo», tal y como establece la Ley de Parques Arqueológicos de Castilla-La Mancha.

La superficie incluida constituye «el ámbito territorial cuyas condiciones culturales, arqueológicas, naturales y medioambientales, contribuyan a la comprensión del origen y la evolución histórica del núcleo arqueológico», así como aquellos terrenos necesarios para «establecer protecciones visuales y paisajísticas» de ese núcleo.

 

Más información en la edición impresa y en la APP de La Tribuna de Albacete (https://latribunadealbacete.promecal.es)