scorecardresearch
Pedro J. García

Pedro J. García


Aficionado empresarial

08/07/2022

Los carteles de una feria taurina son similares a una convocatoria de la Selección Española de Fútbol, porque dentro de cada aficionado a los toros hay un empresario, al igual que en cada seguidor futbolístico hay un seleccionador nacional. A los aficionados taurinos les sobran unos toreros y les faltan otros en el abono, al igual que a los del fútbol les sobran jugadores y les faltan otros. 
La Feria Taurina de Albacete no es una excepción y a todos nos pueden sobrar algunos toreros y podemos echar en falta a otros, pero no debemos quedarnos con el árbol, sino que tenemos que ver el bosque en su conjunto y, en el caso que nos ocupa, la empresa liderada por Simón Casas y Manuel Amador ha confeccionado un abono en el que conjuga a las principales figuras del momento con un buen número de toreros de la tierra, incluyendo la alternativa del local José Fernando Molina, con el añadido de que es un ciclo que, a priori, irá de menos a más, con una recta final de festejos más intensos y atractivos para el aficionado y el espectador, con la guinda de la reedición del triunfal mano a mano del año pasado de dos toreros de la tierra, Rubén Pinar y Sergio Serrano, con toros de Victorino Martín.
Todas las opiniones y valoraciones de los aficionados son respetables, pero el acierto o el error en las combinaciones de toros y toreros lo determinarán el número de abonados, en un primer momento, y la venta de entradas en taquilla cada tarde, después. 
Mientras tanto, está bien jugar a ser empresarios, pero recuerden que nosotros lo hacemos sin poner un euro en juego.