Nafrauga el 'rescate' del sector hostelero y turístico

C.S.Rubio
-

La Junta defiende la medidas incluidas en el Pacto por la Recuperación regional, Ciudadanos ofrece al PP reabrir la mesa de diálogo para diseñar un plan específico para este sector y los 'populares' se niegan a entrar en un pacto del que, según dicen

Nafrauga el ‘rescate’ del sector hostelero y turístico - Foto: CARMEN TOLDOS

La idea de sacar adelante un plan de rescate para el sector hostelero y turístico en la región naufraga antes incluso de comenzar a navegar. Y es que, ni PP ni PSOE han dado su brazo a torcer en el debate parlamentario de este jueves en las Cortes, donde se incluía la propuesta ‘popular’ de poner en marcha un paquete de medidas de choque en este ámbito. Un debate que, por enésima vez, ha terminado convirtiéndose en un cruce de acusaciones entre unos y otros.
La chispa ha sido esta vez la propuesta del Ciudadanos de reabrir la mesa de diálogo de la que salió el pacto por la recuperación de Castilla-La Mancha (firmado en junio con el Gobierno y el PSOE) para que «el PP ocupe su silla vacía» y saque adelante un «plan de choque» para reactivar el sector hostelero y turístico. Y es que, como han apuntado, ya toca «coger la sartén por el mango» .
«Si cuando se expropia se paga, cuando se ordena el cierre hay que pagar, o al menos, no pretender que te sigan pagando impuestos», defiende Ciudadanos. Además, «si se pudo salvar a los bancos, se puede rescatar ahora a la hostelería y al turismo», un sector al que se le está apretado en exceso «las tuercas».
Desde el PSOE y  la Junta se insiste en que las medidas ya se están tomando y que se seguirá trabajando en ellas. En este sentido, la consejera de Economía, Patricia Franco, ha avanzado que su departamento «ultima una línea de ayudas para la recuperación de la competitividad de las empresas turísticas dotada con 1,6 millones, a la que se añadirán bonos de descuento por valor de 1,4 millones para incentivar el consumo».
Lo que no ve la Junta es la necesidad de abrir otra mesa. Para el Gobierno de Castilla-La Mancha, el diálogo con la oposición pasa por el ya citado pacto por la recuperación.  «En junio se quedaron al margen porque quisieron, y hoy se les ha vuelto a abrir la puerta y lo han vuelto a rechazar», ha concluido Franco.
Desde el PP, Ana Guarinos insiste en el «no» a sentarse en la mesa del Pacto. ¿Por qué? Por su convicción de que en esa mesa estaba ya todo decidido antes de celebrar su primera reunión. Un pacto «del que no se fían ni los propios firmantes, que ha sido insuficiente y que ha servido para poco o para nada».

¿Conclusion? Cero acuerdo