Deportistas de oro

Juan Carrizo
-

Luis Serrano y Eloy Molina, nadadores del CD Adapei de Asprona, cierran su presencia en el Mundial de Australia con un botín de 10 medallas y dos récord del mundo

Eloy Molina y Luis Serrano, junto a su entrenador Juan Carlos García Gascón y la responsables de Asprona, Verónica Sánchez. - Foto: Asprona

El deporte es un nexo de unión para muchas cosas y una de las mejores herramientos que existen para la normalización e inclusión de personas, por ejemplo, con discapacidad intelectual. Pueden tener sus limitaciones, pero con trabajo, constancia y las personas adecuadas en su entorno, son capaces de ofrecer éxitos como los que otra vez han brindado Luis Serrano y Eloy Molina.
Los nadadores del CD Adapei de Asprona no sólo han competido con los mejores en el Campeonato del Mundo INAS Global Games 2019 que se está celebrando en la localidad de Brisbane, en Australia, sino que han vuelto a demostrar su excelencia deportiva consiguiendo un botín digno de cualquier otro deportista del mal alto nivel, porque, en el fondo, es lo que son, deportistas de oro que han vuelto a dejar el pabellón en lo más alto.
Ellos ya sabían lo que es subirse a lo más alto de un podio. Ya habían logrando  marcas importantes. Pero eso no ha impedido que hayan seguido trabajando con esfuerzo y dedicación para realizar un Mundial sencillamente espectacular, en el que la natación española ha copado el podio en un sinfín de pruebas. Y entre los protagonistas del combinado español, los albacetenses Luis Serrano y Eloy Molina, que han acumulado nada más y nada menos que 10 medallas y dos récord del mundo.
Cinco títulos mundiales se trae en la maleta Luis Serrano, dos individuales, en las pruebas de 50 y 100 espaldas, y tres en los relevos, 4x50 estilos, 4x100 estilos y 4x100 libres. En ellas también se llevó el oro Eloy Molina, destacando el nuevo récord del mundo conseguido en la prueba de 4x50 estilos. Ahí se llevaría otra medalla más Luis Serrano, una plata, en los 100 espalda. Eloy completó su palmarés con el oro en su prueba reina, los 50 mariposa, donde no solo ganó la carrera y se proclamó campeón del mundo, sino que además batió su propio récord mundial, que bajó de 32:77 a 32:58.
También participó en la prueba de 100 mariposa, pero ahí no pudo rascar medalla tras una explosiva salida que luego hizo que le faltaran fuerzas en el tramo final de la prueba.

 

(Más información en la edición impresa)