La JCRMO quiere liderar la transición energética

E.F
-

La Mancha Oriental defiende una legislación en materia de autoconsumo «mucho más ambiciosa» que la que prepara el Gobierno central, basada en un mecanismo de compensación entre los regantes y el sistema eléctrico

Un huerto solar junto a una explotación de almendros. - Foto: S.G.

Desde que llegaron las primeras placas solares y ‘molinetas’ al campo español, los expertos afirman una y otra vez que el regadío es uno de los sectores que se podrían ver más beneficiados por la extensión de su uso. Pero, por una razón u otra, esta alianza nunca acaba de despegar en España.
Para la Junta Central de Regantes de la Mancha Oriental (Jcrmo),  hay dos motivos:primero, que a los legisladores les falta ambición con el sector del regadío, segundo, que tampoco se acaban de comprender las particularidades del mismo. Así consta en las observaciones presentadas por la Jcrmo a la Estrategia de Autoconsumo Energético que prepara el Ministerio para la Transición Ecológica (Miteco).
«Tradicionalmente, se pensaba que el regante podía ser tanto agricultor como productor de energía, esto es, vender alimentos y vender electricidad», señala Ginés Moratalla, autor del documento que la Jcrmo envió recientemente a Madrid, «pero al regante no le resulta rentable convertirse en productor directo de energía, nunca va a poder competir con las grandes compañías eléctricas».
En lugar de ello, la propuesta de la Junta Central de Regantes de la Mancha Oriental pasa por un término de nuevo cuño, el «Balance Neto de Compensación Anual» que se basa  en aprovechar una característica que el sector del regadío comparte con otros sectores económicos muy alejados de él, como por ejemplo el de los hoteles.
«Hay épocas del año en las que tenemos consumos muy grandes de energía, mientras que hay otras en las que no gastamos prácticamente nada», recuerda, «así que lo que proponemos es verter energía  al sistema en épocas de máxima demanda, para que luego el sistema nos la devuelva en las horas de caída de la misma».

(Más información en la edición impresa)