scorecardresearch

«'Rosario' aúna la mayoría de las artes en escena»

Antonio Díaz
-

La Posada del Rosario acogerá los días 12 y 13 de septiembre, a las 22 horas, Rosario, con coreografías e interpretación de Mayte Ballesteros, con guión y dirección de David Carrión

Mayte Ballesteros, protagonista absoluta. - Foto: Arturo Pérez

La Posada del Rosario acogerá los días 12 y 13 de septiembre, a las 22 horas, Rosario,  con coreografías e interpretación de Mayte Ballesteros, con guión y dirección de David Carrión. La bailarina comentó a La Tribuna de Albacete cómo planteó este montaje, en el que suma varias disciplinas. 

¿Cómo surgió esa participación con su espectáculo en la Posada del Rosario, en el marco de la Feria?

La verdad es que es muy bonito volver en Feria. Hicieron la convocatoria desde el Ayuntamiento y tenía este espectáculo y te diré que ha sido una sorpresa y un regalo, porque llevaba sin hacer este espectáculo desde el verano pasado y la verdad es que es muy completo, perfecto para la Posada del Rosario.

¿Por eso se decidió precisamente por Rosario?

Así es, esta pensado desde la pandemia. Es perfecto para rodar por toda la provincia porque Rosario aúna la mayoría de las artes en escena, en un mismo espectáculo, interpreto, bailo y canto, casi, es ideal para la Posada.  

¿Sola en escena?

Sola. Defiendo a la gran Rosario, una pedazo de mujer, real, que existió. Merecía la pena recordarla sacar su vida del baúl  donde estaba escondida; era necesario que se volviese a hablar de ella.  

¿Quién fue Rosario?

Rosario fue la pareja artística de Antonio El Bailarín durante más de 20 años. La mayoría de la gente no los conoce y, si no eres del mundo de la danza, incluso no conocerán a Antonio. A día de hoy, en la historia de la danza española, no se la reconoce, no está en los libros de la historia de la danza, eso es muy fuerte. Llegó a mis manos una fotografía muy curiosa y luego hablando con una antigua alumna de Rosario, Cristinita, que es mi amiga, lo comentábamos, porque en esa foto pone Rosario. La bailarina que solo bebe whisky, y ella no bebía. Nos llamó mucho la atención que hablasen de Rosario como una bailarina «alcohólica», se puede decir. A raíz de esto tan curioso, me puse a investigar.  

¿Descubrió a la figura?

Claro, incluso con Antonio, tiene películas grabadas en Hollywood, hicieron las américas cuando salieron de España por la Guerra Civil, y triunfaron. Luego siguieron triunfando aquí durante muchos años y a día de hoy, no se sabe quién era Rosario. Era de ley valorar su figura. Ellos empezaron en Sevilla, Rosario tenía nueve años y Antonio, siete. De Sevilla saltaron a Barcelona y de ahí, a hacer mundo. 

¿Cómo coreografió este montaje?

Pues viendo muchos vídeos de Rosario y cogiendo el estilo de la danza española anterior, porque yo aprendí a bailar danza española con formación clásica más profunda y ellos no tuvieron esa suerte. Su manera de bailar es más racial, de raíz, más temperamental que técnica, así que he hecho un trabajo importante, intentando parecerme a su forma de bailar, aunque era inimitable.  

¿Interpreta también para contar su vida?

Exacto, soy Rosario en escena y cuento su vida, de donde viene el personaje.

¿Por eso le dejó la dirección a David Carrión?

Efectivamente, por la interpretación. En el Conservatorio Superior te forman también en interpretación, pero necesitaba un guión y una dirección y la verdad es que somos amigos de hace tiempo y se lo propuse a David. Ha sido la persona perfecta. 

¿Las músicas también las eligió usted?

Sí, elegí pensando en su vida y en lo que llegaron a bailar. Tengo una biografía preciosa que nos cuenta muchos detalles y pude escarbar en su biografía musical.  

¿Qué planes tiene con este montaje, Rosario?

Ya el año pasado entré en la Red de Teatros y tuve la suerte de hacerlo, y veremos qué pasa este año.