scorecardresearch

«Bonnet es un detective muy atípico»

A.D
-

Carlos Rodríguez presentó ayer en la capital, en Librería Herso su última novela. California Blue. En el límite de la niebla.

Carlos Rodríguez. - Foto: José Miguel Esparcia

Carlos Rodríguez presentó ayer en la capital, en Librería Herso su última novela. California Blue. En el límite de la niebla. El autor valenciano, de ascendencia albacetense, explicó las singularidades de esta obra de la exitosa saga Bonnet.

¿Por qué ahora otra novela de este investigador privado,  Alex Bonnet?

El motivo principal es que a la gente le gusta mucho y me lo piden. Luego, estoy muy cómodo cuando escribo sobre Bonnet e intento, los sitios que conozco, donde he estado, plasmarlos en mis novelas y eso lo hace más cercano para los lectores. 

¿Hay muchas diferencias en títulos como Comarcal 415 o Siete crisantemos y esta nueva obra?

Siempre cambia el estilo porque el personaje va cambiando, evidentemente, evoluciona como ser humano, pero en su base, Bonnet es un detective muy atípico que primero ha estado en la Sierra de Alcaraz, después en Valencia y ahora en California, en la tercera novela, pero la esencia del personaje es la misma.

¿Cómo es Bonnet?

Bonnet es un soñador que empezó leyendo a Agatha Christie y creía que ser detective privado era una cosa maravillosa y, sin ninguna formación o preparación se mete a detective privado y siempre le sale el tiro por la culata.  

¿Hay mucho de la personalidad del autor en este investigador privado?

Por supuesto, todo autor, al final está escribiendo sobre sí mismo. Yo también quise en unos años ser detective.   

¿Qué nos puede adelantar del argumento?

Es un encargo de hacen a Bonnet, que tiene que ir a California, lo que se le junta con  un amor. Él se vuelve a meter en otro berenjenal de los suyos y la ambienté allí porque la primera vez que fui, me quedé enamorado de esa zona y tenía que plasmarlo, sentía la necesidad. Creo que lo he hecho ameno, porque además de la historia de novela negra, es una invitación a visitar California, para la gente que quiera ir. Igual que hice cuando escribí Comarcal 415 con la Sierra de Alcaraz, porque mucha gente que no la conocía ha ido a Vianos, a Riópar y otras localidades de esta maravillosa sierra. Eso es lo que quiero que, además el lector tome interés.    

Los tres lugares, Sierra de Alcaraz, Valencia California, tienen mucho que ver con el propio autor...

Son los sitios más cercanos para mí, los que llevo dentro, los amo y creo que se nota cuando alguien escribe sobre un sitio que le gusta, donde ha estado. Lo que me gusta lo he querido trasladar a mis novelas, en todas ellas. 

De paso, enganchar al lector  con la trama desde el primer capítulo. 

No solo en la novela negra, en cualquiera, el primer capítulo es fundamental para que el lector le dé carpetazo o quiera seguir. El primer capítulo es esencial y luego, intento que la acción no pare, siempre pasa algo, es trepidante. Además, hay que cuidar el lenguaje, que sea accesible  a todo el mundo. Son novelas para pasar un buen rato y también reírte, porque hay mucho humor y música. 

A mis personajes les pasa de todo y el humor no falta, sobre todo, te diría que Bonnet, tiene una cosa interna, la música le hace despertar, las letras de las canciones muchas veces son el pie para solucionar el caso.  

¿Un caso muy complicado?

Este caso lo veo más fácil, en principio, pero luego la cosa se complica y explota, salta todo por los aires, como la vida misma, cuando menos te los esperas, salta todo.

 ¿Muchas presentaciones?

Bueno, empezamos en Valencia, después seguimos en Albacete y hay muchas presentaciones programadas y estoy muy contento porque va genial, la gente pregunta muchas cosas sobre Bonnet. Menuda temporada hemos pasado  todos tan mala por la pandemia, entonces, veremos también si el año que viene podemos ir a Sant Jordi, a Barcelona, porque llevamos dos años sin ir y es una cita muy importante también.