scorecardresearch

El TLP finaliza su tercer curso de vuelo del año

Redacción
-

Los ejercicios reciben la visita de autoridades de Estados Unidos, Francia, Dinamarca, República Checa y directivos del Programa de Liderazgo Táctico

Fotografía de familia con los participantes en el curso, procedentes de diferentes países. - Foto: TLP

El Programa de Liderazgo Táctico (TLP) ha finalizado su tercer curso de vuelo de 2022 con personal de Bélgica, Dinamarca, Francia, España y Estados Unidos; donde uno de los principales aspectos ha sido la continua integración de los modernos aviones de combate de quinta generación en las tácticas, técnicas y procedimientos comunes. 

El curso de vuelo (FC 2022-3) comenzó el 12 de septiembre y se prolongó hasta el 30 de septiembre. Unos 700 participantes, entre ellos 32 pilotos, oficiales de inteligencia y controladores de tráfico aéreo, se graduaron al final del curso. Tras una semana de actividades académicas y vuelos en simulador, los participantes comenzaron la fase de vuelo real. 

Los aviones de combate hicieron maniobras de la fuerza Azul (o aliada) frente a la fuerza Roja (o enemiga) aplicando los procedimientos de las Operaciones Aéreas Compuestas (Comao). En total, 24 aviones de la fuerza azul F-35, F-15E, F-16, F-18D/E y Eurofighter, actuaron como fuerza defensiva y realizaron misiones aéreas contra 10 aviones de la fuerza Roja, algunas de ellas con el apoyo de un avión francés MQ-9 Reaper pilotado a distancia. 

«La participación del F-35 es clave en este curso para obtener buenas lecciones sobre el proceso de integración de las plataformas de cuarta y quinta Generación, primer pilar de la Estrategia del TLP», señalaba el coronel jefe del TLP, Alberto Martínez. Un avión francés del Sistema de Alerta y Control Aéreo (Awacs) que volaba desde la Base Aérea de Avord, en Francia, compartió el control de los cazas en las misiones del Curso de Vuelo del TLP con el Grupo Norte de Mando y Control (Grunomac) del Ejército del Aire y del Espacio. Los instructores belgas de Supervivencia, Evasión,  Resistencia y Extracción (SERE) y los Controladores Conjuntos de Ataque Terminal (JTAC) italianos también participaron en tierra durante el Curso de Vuelo. 

España aportó un helicóptero NH90 y un avión de transporte táctico C-295 del Ejército del Aire y del Espacio, y los sistemas Nasams y Mistral del Ejército de Tierra. Además participaron otros sistemas de defensa aérea con base en tierra de la compañía Polygone, situada en Alemania. Estos activos ayudaron a simular un complejo entorno de amenazas durante las actividades multinacionales. 

«Los cursos de vuelo TLP tienen como objetivo mejorar las habilidades de liderazgo táctico y las capacidades de vuelo de los jefes de misiones de combate, para mejorar aún más la interoperabilidad táctica de las Fuerzas Aéreas de la OTAN a través de la exposición a las tácticas y capacidades de otras Fuerzas Aéreas oponentes», dijo el coronel Martínez. «El curso también permite el intercambio de información sobre armamento, tácticas y capacidades entre las naciones participantes. Al proporcionar un entorno que fomenta el desarrollo de tácticas de combate, los participantes encuentran la mejor manera de emplear las diferentes capacidades de las aeronaves de las fuerzas multinacionales en las operaciones Comao», concluía.

Más información en la edición impresa y en la APP de La Tribuna de Albacete https://latribunadealbacete.promecal.es