scorecardresearch

El Barça suda la primera victoria en el Palau

Europa Press
-

El conjunto blaugrana pone el 1-0 en su 'playoff' de la Euroliga tras imponerse 77-67 a un competitivo Bayern

El Barça suda la primera victoria en el Palau - Foto: Quique García

El Barça no falló en su primer partido del 'Playoff' de cuartos de final de la Euroliga 2021-2022 y puso el 1-0 en el casillero tras imponerse con claridad este martes por 77-67 a un Bayern Múnich alemán que intentó plantar cara hasta el final.

Después de perder tres de sus últimos cuatro partidos, el actual subcampeón de Europa retomó la senda de la victoria, no sin esfuerzo, porque enfrente tiene un rival que no se da casi nunca por vencido y que sólo se vio sobrepasado realmente cuando se encontró en pista con la intensidad de Brandon Davies (19 puntos) y Dante Exum (12 puntos). Vladimir Lucic (20 puntos) lideró a un Bayern que se enganchó por sus rachas en el triple.

El equipo alemán comenzó acertado desde fuera y eso le permitió dominar en el marcador de inicio en el Palau. Gracias a sus cuatro triples pudo escaparse (13-22, min.7) de los de Sarunas Jasikevicis, que encontró la forma de reaccionar tirando del banquillo.

De ahí salió la energía habitual de Exum y, sobre todo, de un Davies imparable en la zona para los interiores visitantes. Los dos, junto a Nigel Hayes-Davis, apretaron atrás, y un triple del australiano y los puntos del pívot enjugaron la ventaja al final del primer cuarto (20-22).

Pero la dinámica del partido ya había cambiado. El equipo de Andrea Trinchieri ya no acertaba desde fuera y sufría ante la agresiva defensa local. Un '2+1' de Exum volteó el marcador (25-22), y aunque el técnico italiano lo paró en busca de soluciones ofensivas, sólo Lucic estaba algo lúcido.

Davies seguía dominando la 'pintura' y aportando para un Barça donde también asomaba la cabeza Laprovittola. El Bayern sufría para ver el aro rival y el conjunto catalán no lo desaprovechó para irse a los vestuarios con cierta comodidad (43-33).

Sin embargo, tras el descanso, el conjunto alemán demostró su capacidad competitiva y consiguió reengancharse al partido, siempre de la mano de Lucic. El electrónico se volvió a estrechar considerablemente (45-43) gracias a la vuelta de los triples, pero el Barça supo aguantar.

Así, los triples de Jokubaitis y de un Mirotic lejos de su mejor versión le dieron algo de aire. Los visitantes continuaron peleando por no irse y un triple de Hilliard les mantenía cerca (52-49) antes de que Davies irrumpiese de nuevo para encabezar otra escapada ratificada por la exuberancia de Exum (62-51).

Un triple de Smits y un enorme mate de Exum pusieron al Barça con la máxima ventaja, pero el equipo bávaro aún tenía energía para lanzar su última réplica. Vino de nuevo desde la línea de tres, con tres aciertos consecutivos de Weiler-Babb, Hunter y Lucic, que avisaron a la grada de no marcharse antes de tiempo.

Pero los de Jasikevicius lograron mantener la calma. Jokubaitis fue el elegido para dar otra vez puntos claves, mientras que una gran canasta de Mirotic, y dos acciones, una defensiva y otra ofensiva, de Exum abrieron, esta vez ya de forma definitiva, una brecha ya insalvable para su rival.