La ciudad no registró incidencias significativas por nieve

M.D.M.
-

Se esparció sal y se vigiló con especial atención la entrada a las estaciones de autobuses y tren, al Hospital, a los centros de salud, el Ayuntamiento y todos los colegios e institutos

La ciudad no registró incidencias significativas por nieve - Foto: Rubén Serrallé

GALERÍA

Nieva en Albacete

«Sin incidentes significativos». Así  vivió ayer la ciudad de Albacete el temporal de frío y nieve que cubrió, durante las primeras horas de la mañana, la capital con un manto blanco, según lo indicaron desde el Ayuntamiento y la Policía Local.
Desde el domingo sí permanecían cerrados los parques de la ciudad, como precaución, ante los avisos de meteorología adversa, que mantuvo en alerta roja y naranja -el nivel se rebajó a medida que avanzaba la jornada- a la ciudad, igual que al resto de la provincia.
Al cierre de esta edición estaba previsto que, en la medianoche, se diera por concluida la alerta naranja en la capital.
Desde el Ayuntamiento destacaron que, por precaución, en los días previos al aviso de nevada se esparcieron tres toneladas de sal en la ciudad y durante este fin de semana fueron otras 15 toneladas. El domingo a las 18,00 horas, la empresa Valoriza dispuso un camión repartiendo sal por las calzadas de la capital y a partir de las 22,30 horas eran dos los camiones actuando y tres las brigadas con camiones pequeños los que trabajaban echando sal. Así,  y con el objetivo de garantizar la seguridad de los vecinos, se esparció sal y se vigiló con especial atención la entrada a la estación de autobuses, la rampa de acceso al Hospital, la estación de trenes, los centros de salud, el Ayuntamiento y las inmediaciones de los colegios e institutos. 
El personal de limpieza de las calles adelantó una hora su entrada a trabajar, de las seis a las cinco de la madrugada y los barrenderos llevaban sacos de sal en sus carritos con el cometido de usarlos en los lugares de cada barrio que pudieran ser más importantes para el tránsito peatonal. 
En los accesos a centros públicos fueron seis los operarios que trabajaron durante la madrugada de este lunes, día 20, para esparcir sal, mientras que fueron 70 los operarios de barrido, que estuvieron trabajando, en toda la ciudad, entre las cinco de la madrugada y las 11 de la mañana de ayer, en pasos de peatones y placas de hielo.
(Más información en la edición impresa).