scorecardresearch

Los locales de juego no podrán hacer promociones para entrar

L.G.E.
-

El consejero de Hacienda especifica que así se pone fin a la estrategia de ofrecer consumiciones gratis o muy baratas. Además deberán instalar reconocimiento facial o de huella en la entrada

Los locales de juego no podrán hacer promociones para entrar - Foto: Javier Pozo

Los locales de juego tienen tarea por delante. El Gobierno regional ha aprobado un nuevo reglamento  que tiene 195 artículos y 53 anexos. De esta forma el Ejecutivo lleva al terreno más concreto las limitaciones que se aprobaron en la reforma de la Ley del Juego, que se votó el pasado año. Por poner, un ejemplo, la nueva ley establece un mínimo de 150 metros de distancia entre dos locales de juego o de 300 metros a un centro educativo. Pues bien, el reglamento lo que hace es «establecer criterios rigurosos de mediciones». El consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, avanzó esta mañana que se especifica que se debe medir según el «recorrido peatonal más corto». Además aclara que los establecimientos que en esos momentos no cumplan esas distancias, pueden seguir abiertos hasta que termine su licencia, pero si quieren aspirar a una prórroga tendrán que cambiar de emplazamiento para la siguiente autorización. 

Entre las novedades que trae el reglamento se incluye una limitación de la publicidad prácticamente al interior del establecimiento o a publicaciones específicas dirigidas al sector. El reglamento da un período de transición de unos meses para que hagan los cambios, que pueden afectar a los rótulos del local. Asimismo se prohíbe también todo tipo de promociones que inciten a entrar a esos establecimientos. El consejero de Hacienda explicó que una de las estrategias que se venían utilizando era ofrecer consumiciones gratis o a un precio muy bajo como reclamo. 

Otra de las medidas vendrá con los sistemas de acceso. «Exigimos que todos tengan sistema informatizado de acceso, también con barreras físicas y electrónicas, que impidan el acceso sin haber estado previamente registrado», expuso el consejero, que comentó que esto se debe hacer con datos biométricos, es decir que permitan registro  de la cara o de la huella.  «Sin esos requisitos previos no podrás entrar en ningún establecimiento de juego», aseguró Ruiz Molina. Aclaró que esta medida es fundamental para controlar que no acceden menores ni tampoco personas que han solicitado una autoprohibición por tener ludopatía. El consejero expuso que estos sistemas de acceso requerirán la adquisición de equipamiento electrónico e incluso obras en los locales, así que también se les da un período transitorio para su instalación, en este caso de medio año.