scorecardresearch

Eran otros tiempos... o quizá no

C.G.
-

Las campañas 84-85 y 89-90, con las dos últimas visitas del desaparecido Linares CF al Carlos Belmonte, acabaron con sendos ascensos del Albacete a Segunda División

Los integrantes del Albacete Balompié celebran el ascenso a Segunda División tras el último partido de la temporada 1989-1990. - Foto: Jesús Moreno.

Los reencuentros del Albacete Balompié con equipos contra los que compitió en las categorías no profesionales dan para mucho, y más cuando lo acontecido hace tres décadas supuso un antes y un después para el club blanco que, con el paso del tiempo, ha regresado a la casilla de salida que ahora volverá a intentar abandonar tras su tercera recaída en los últimos 10 años.

El Linares, próximo visitante del Albacete, es un viejo conocido de los blancos, aunque su devenir hará que comparezca el próximo sábado después de dos refundaciones. Nacido en 1961 como Santana Linares CF hasta que en 1967 la empresa automovilística se desligó del mismo, ascendió a mediados de los 60 a categoría nacional, donde coincidió con el Albacete en dos campañas.

A mediados de los 70 ambos equipos volvieron a coincidir en Tercera. El Albacete, que venía de la espectacular campaña 74-75 de los 111 goles, se reencontró con la categoría de bronce. En la cuarta jornada derrotó al cuadro linarense, que había paladeado las mieles de Segunda División dos años antes, por la mínima (1-0) en los primeros compases de la liga, aunque a final de temporada regresó a Regional en el cuento de nunca acabar de aquellos años.

Llegó la temporada 1984-1985 y el Linares, de vuelta de la mejor etapa de su historia,  volvió a tierras manchegas ya en la Segunda División B y volvió a perder por 1-0 en una campaña en la que finalmente el equipo dirigido por Julián Rubio acompañó al  Rayo Vallecano a Segunda División.

La temporada 1989-1990 fue la última en la que coincidieron el Albacete Balompié y el Linares CF, en el Grupo III de Segunda B, y acabó de forma bien distinta para ambos. El ya equipo de Benito Floro goleó a su rival (4-0) en una decimotercera jornada en la que ya se intuía que esa campaña iba a ser la buena. El resultado fue el ascenso del Albacete a Segunda División, preludio de la gesta de alcanzar la Primera un año después, mientras el Linares, que acabó la campaña en séptima posición, acabó desapareciendo, aunque inmediatamente se creó el CD Linares que tuvo un final similar al de su antecesor en 2009.

La tercera entrega del fútbol linarense llegó ese mismo año con el actual Linares Deportivo. La del sábado será su primera visita al Carlos Belmonte tras las cinco del primer club de la ciudad.

(Más información en la edición impresa o en la APP https://latribunadealbacete.promecal.es)