scorecardresearch

Los ascensos tienen sus goleadores

Juan Carrizo
-

El club manchego siempre ha tenido una pareja de jugadores con mucho olfato de gol los años en los que subió de categoría

Pedro Corbalán celebra uno de los 42 goles que anotó entre las temporadas 89-90 y 90-91 en las que se subió a Segunda y Primera, respectivamente. - Foto: Jesús Moreno

El Albacete Balompié de Rubén de la Barrera es el equipo que más ocasiones de gol genera, estadística que relevó ayer el capitán del equipo Rafa Gálvez, en su comparecencia ante los medios de comunicación. Pero a pesar de generar tantas ocasiones, el equipo no terminar de dominar por ello en el marcador e incluso ha visto escaparse algunos puntos por este detalle, caso del partido en casa con el Betis B, único que ha logrado sumar hasta el momento en el Belmonte, o en Cornellá, donde se cosechó una derrota después de malograr un gran número de ocasiones.

Echando la vista atrás, en los años en los que el Alba ha conseguido un ascenso, siempre ha tenido una pareja de jugadores que han resaltado por el aspecto goleador, sobre todo cuando se ha tratado de dar el salto a Segunda División, como ahora se pretende.

El último ascenso a Segunda se produjo en la temporada 2016-17 con Aridane Santana y Héctor Hernández como protagonistas. La dupla de delanteros canarios en el Alba sumaron 36 goles, 20 Héctor Hernández y 16 Aridane. En las primeras 13 jornadas, Aridane ya acumulaba seis tantos y Héctor Hernández tuvo mayor protagonismo en la recta final del campeonato.

En el ascenso de la 2013-14 el protagonismo fue para Rubén Cruz (23 goles) y el albacetense César Díaz (12 goles). El de Utrera ya había marcado siete en las primeras 12 jornadas.

 

(Más información en la edición impresa y en la APP de La Tribuna (https://latribunadealbacete.promecal.es))