scorecardresearch

Sector lácteo: sostenibilidad y salud

SPC
-

La UE apoya una campaña de la inteprofesional que promociona las buenas prácticas que se siguen en la obtención de estos productos y los beneficios para la salud que ofrece su consumo

Sector lácteo: sostenibilidad y salud - Foto: Miguel Jaume Parera

La Unión Europea (UE) cofinancia una ambiciosa campaña de información presentada por la Organización Interprofesional Láctea (InLac) para poner en valor la sostenibilidad del sector lácteo, así como los valores nutricionales y saludables de la leche y los productos lácteos. Este programa incluye acciones en España y Bélgica hasta 2024 con un presupuesto de 2,2 millones de euros y el presidente de InLac, Ignacio Elola, ha explicado que, bajo el lema 'Cuenta con los productos lácteos europeos', integra acciones de comunicación, publicidad y también en los puntos de venta.

Y es que las ganaderías europeas, en su inmensa mayoría de carácter familiar, son un motor de revitalización para los núcleos rurales; y las industrias lácteas unas de las principales industrias con las que cuentan muchos de nuestros pueblos. Su presencia contribuye a mantener vivas las zonas rurales fijando población y creando empleo. «El proyecto europeo permitirá mostrar a los consumidores que el sector lácteo en su conjunto está comprometido con la correcta gestión de los recursos naturales y su ambiciosa hoja de ruta para ser más respetuosos con el planeta y lograr la neutralidad climática», ha apuntado Elola. Según la FAO, el desarrollo del sector lácteo es vital ya que se trata de «un instrumento sostenible, equitativo y poderoso para lograr el crecimiento económico, la seguridad alimentaria y la reducción de la pobreza porque la actividad láctea es una fuente regular de ingresos, proporciona alimentos nutritivos, diversifica los riesgos, mejora el uso de los recursos, genera empleo, crea oportunidades para las mujeres y proporciona estabilidad financiera».

El sector lácteo, además, es responsable de la cohesión social, económica y territorial de muchas regiones de España, así como de la subsistencia de muchas familias, de la ordenación, ocupación y protección del territorio y de la conservación de las prácticas culturales y tradicionales. «Solo en España se generan más de 60.000 empleos en esta actividad», agrega el presidente de InLac.

Las acciones de esta innovadora campaña europea pondrán en valor cómo los productores, la industria láctea, la producción de la leche y los productos lácteos contribuyen mitigar el cambio climático, conservar la biodiversidad, luchar contra la despoblación, fomentar economía y empleo rurales e incentivar la innovación.

Además, en el marco de una dieta variada y equilibrada, las principales guías internacionales de nutrición recomiendan un consumo que va de dos a cuatro raciones diarias de leche y derivados lácteos, dependiendo de la edad y situación fisiológica. Así, en niños se aconsejan tres raciones al día; en adolescentes cuatro y en adultos de dos a tres raciones; y, para mujeres embarazadas y gestantes y personas de edad avanzada entre, entre tres y cuatro raciones. «Constituyen un grupo de alimentos completo y equilibrado, ya que proporcionan un elevado contenido de nutrientes en relación con el contenido calórico. Aportan proteínas de alto valor biológico, hidratos de carbono (lactosa), grasa, vitaminas tales como la B12, A, C y D -entre otras- y minerales, especialmente calcio y fósforo», destacan desde el Comité de Sostenibilidad de la campaña.

Respaldo público.

En la presentación de la campaña, el ministro de Agricultura, Luis Planas, ha reiterado el apoyo del Gobierno al sector lácteo para asegurar la rentabilidad del sector y al respecto se ha referido a la ayuda por valor de 159,3 millones de euros que se ha ingresado recientemente en la cuenta de los ganaderos o a los cambios en la norma que recoge las condiciones de contratación, medidas ambas para asegurar la viabilidad de las explotaciones. También ha resaltado el compromiso del Ejecutivo por ayudar a un sector clave que «nutre a la población con alimentos saludables, en cantidad y calidad, todos los días del año, incluso en circunstancias muy difíciles».

Planas ha señalado la importancia que tiene la interprofesional para defender los intereses comunes de toda su cadena de valor y el papel clave que desempeña en su ordenación y vertebración. Ha destacado el papel fundamental de InLac en el cumplimiento de la Ley de la Cadena Alimentaria y en la búsqueda de las mejores soluciones a los retos que se les plantean: sostenibilidad, rentabilidad, competitividad, relevo generacional y digitalización.

En el mismo acto, la interprofesional también ha presentado los resultados del 'Análisis de posicionamiento de los productos lácteos europeos', encargado a Ikerfel, que aporta información valiosa sobre la percepción que tienen los consumidores sobre estos productos. De acuerdo con las conclusiones de este estudio, prácticamente el 90% de los consumidores consideran que las variables que en mayor medida se asocian a la leche y los productos lácteos hacen referencia a las propiedades del producto, como el aporte de calcio y vitaminas, su percepción de producto básico en la alimentación, la imagen de productos sanos y saludables, el aporte de energía… y el 73% de los consumidores consideran que los productos lácteos son sostenibles principalmente desde el punto de vista social y medioambiental. Sin embargo, a pesar de que el 72% del total de la población declara conocer que la cantidad diaria recomendada de productos lácteos es de tres al día, en torno a dos tercios de la población no consume la cantidad recomendada. Por ello está campaña de promoción tiene trabajo por delante.

 

Situación en España.

El sector lácteo es una de las principales actividades ganaderas de España. El vacuno de leche ocupa el cuarto lugar en la producción pecuaria -precedido por los sectores porcino, avícola de carne y vacuno de carne- con un valor de producción ligeramente superior a los 13.200 millones de euros, de los que 3.280,7 millones corresponden a la producción y 9.923 a la industria. Además contribuye a nuestra rica y variada gastronomía con proteína de calidad. En España hay 32 figuras de calidad diferenciada en productos lácteos con un valor anual, estimado en origen, que supera los 300 millones de euros y que abarca un amplio abanico de quesos que responden a la tremenda diversidad orográfica, climatológica y ganadera de nuestro país. Muchos de ellos gozan de reconocimiento internacional.

ARCHIVADO EN: Salud, Consumidores