scorecardresearch

Novillero con proyección

P.B.
-

La trayectoria del iniestense Alejandro Peñaranda, formado en la cantera de la Escuela Taurina de Albacete, coge gran fuerza desde que lo apodera Luis María Garrido

Peñaranda exhibe dos trofeos en un festejo celebrado en Albacete en marzo de 2021 - Foto: R.S.

Desde el pasado mes de marzo, el novillero iniestense Alejandro Peñaranda es apoderado por Luis María Garrido, director de Tauromanagement y gerente de la plaza de toros de Toledo, por lo que el futuro del buen torero educado taurinamente en la Escuela Taurina de Albacete, cambió y cogió proyección. Han pasado algo más de tres meses y tanto los resultados como las previsiones, son buenas. El torero va notando su progresión y en el animo se nota que todo marcha bien. Hemos querido charlar con Peñaranda sobre la temporada y lo que viene por delante.

«He toreado hasta ahora dos novilladas, en Casas Ibáñez y en El Molar y la verdad es que estoy muy contento con el resultado de las dos, ya que se nota una evolución importante del año pasado a este, un crecimiento como torero, con muy buenas sensaciones».

Dos novilladas a estas alturas, en contra de lo que pueda parecer, está bien. «Siempre se ha dicho que el mes de los novilleros es septiembre, por lo que estoy muy contento con las dos que llevo en plazas buenas y de aquí a nada torearé la tercera, por lo que creo que será una temporada en la que podré torear un buen número y rodarme como novillero. El número de novilladas no sabría decírtelo, pero si todo sale bien y dentro de lo previsto, podríamos torear una docena, un número bueno para rodarme bien y el año que viene poder ir e plazas importantes como Madrid y esas plazas, que después del triunfo de José Fernando Molina, están deseando pisar».

Sale el tema de Molina en Madrid. «Los que lo conocemos sabíamos que algo de esto iba a pasar, porque ves la importancia que tiene como torero y la capacidad y sabes que tarde o temprano va a pegar el pelotazo. Ver esa plaza con él, con un amigo al que tengo tanto aprecio, te da por pensar que es una plaza a la que hay que ir y prepararse muy bien para ello».

Contento con el apoderado. «Estoy muy bien con el nuevo apoderado. Tengo contacto todos los días con Luis, existiendo esa complicidad que tiene que haber entre torero y apoderado y me encuentro muy tranquilo porque sé que él está ahí luchando por mis intereses, buscando tentaderos y fechas, aunque ahora no es tiempo de tentaderos, pero este invierno si he hecho bastante campo, por lo que ahora, mucho toreo de salón y ejercicio físico».

(Más información en la edición impresa o en la APP https://latribunadealbacete.promecal.es)