Navalón: «Hemos tenido numerosas bajas, aunque casos leves»

Josechu Guillamón
-

A pesar de la prevención, los conductores de autobús trabajan con preocupación

Imagen de José Navalón, en un autobús municipal. - Foto: Rubén Serrallé

Juan Navalón ha sido conductor de autobuses municipales durante 15 años. Sin embargo, ahora es inspector, por lo que en estos días extraños de coronavirus vela porque se cumplan todas las medidas de seguridad para evitar que se produzcan nuevos contagios.
No obstante, a pesar del esfuerzo, estas medidas no han podido evitar que algunos conductores hayan caído enfermos. «Entre los trabajadores hemos tenido numerosas bajas, aunque casos leves, porque en cuanto alguien tiene fiebre le mandan a casa. Sólo ha habido un caso con un poco más de gravedad».
Aunque la mayor parte de los conductores que están enfermos no revisten gravedad, Juan Navalón reconoce que «hay preocupación entre los conductores», algo lógico dada la situación que se está viviendo.
En cualquier caso, Navalón asegura que «se han tomado unas medidas esenciales para que, en la medida de lo posible, el contagio se pueda reducir». En este sentido, recuerda que ya nadie sube al autobús por la parte delantera, sino que lo hacen por la parte trasera. Además añade que «el conductor no toca monedas y el pasajero  tiene contacto con él oralmente, no se acercan».
También afirma que se procura que los pasajeros avisen al conductor oralmente de cual es su parada, «para que no toquen el timbre, intentamos que se toque todo lo menos posible. Desinfectamos todos los días los autobuses completamente, también las oficinas y demás. Trabajamos con todas las medidas de prevención». 
A pesar de que ha descendido el número de conductores a causa de las bajas, el servicio se presta con normalidad, puesto que se ha reducido el número de servicios y la frecuencia. En cualquier caso, el horario no se ha modificado, con lo que los autobuses empiezan a funcionar a las 7 de la mañana y terminan su servicio a las 11 de la noche. «Lo que pasa es que tenemos menos autobuses por línea».

MÁS INFORMACIÓN EN EDICIÓN IMPRESA