scorecardresearch
Pedro J. García

Pedro J. García


Luis Enrique me cae mal

25/11/2022

Luis Enrique Martínez García, seleccionador nacional de fútbol, me cae mal, como a la mayoría de periodistas y, en mi caso, no es porque en su día dejase el Madrid de mis amores para irse al Barça y renegara del club blanco, sino porque tiene una manifiesta falta de respeto por nuestra profesión. Bastante jodidos estamos nosotros ya como para que también venga un seleccionador de fútbol a ningunearnos, que estamos hablando de un deporte, ese que dice que está marcado por el respeto, por el juego limpio y todas esas cosas que a la hora de la verdad sus dirigentes son los primeros que se las pasan por el arco del triunfo.
Luis Enrique, con el que solo comparto los apellidos, pero en orden contrario, no me cae bien, pero cuando juega el combinado nacional me pongo mi camiseta, animo y sufro como el que más, porque por encima de lo bien o mal que me caiga el seleccionador yo quiero que gane mi selección. Lo hizo con rotundidad en el primer partido del Mundial y ahí debo darle todo el mérito a Luis Enrique, porque tiene una idea cristalina de juego desde hace tiempo y tiene claro quiénes son sus peones para esa partida, nos gusten más o menos, y saben que su míster se va a partir la cara por ellos donde haga falta.
Luis Enrique me cae mal, pero en la parcela futbolística ya nos ha elevado el nivel de optimismo en este Mundial de Catar y ojalá nos dé una gran alegría, que lo cortés no quita lo valiente y el asturiano, al menos, me ilusiona en algo, porque hay otros que ni me caen bien ni me ilusionan.