Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

Madelman, a la conquista del Museo del Niño

A.D.
-
Juan Peralta (izquierda) con los propietarios de la exposición, Francisco José Yeste y Juan Pablo López, en la exposición. - Foto: Rubén Serrallé

El visitante puede ver en este espacio de la calle del Amparo de la capital una gran muestra cinematográfica, con escenas de títulos tan famosos como 'El bueno,el feo y el malo' o 'El planeta de los simios'

La asociación sin ánimo de lucro Los Madelman lo pueden todo abrió una exposición en el Museo del Niño de Albacete, a beneficio de Afanion, que se podrá visitar hasta el 1 de marzo, con el título Madelman y el cine, en la que se recogen diferentes escenas de películas con muñecos Madelman, confeccionados artesanalmente con sus accesorios y equipos completos. 
Una acogida en el Museo Pedagógico y del Niño que, para Juan Peralta es muy interesante y «a mí, como al resto del Museo del Niño, nos ha sorprendido, porque no esperábamos tal fidelidad a la realidad, con esas reproducciones que han hecho Juan Pablo López y Francisco José Yeste que hace unos meses ya nos indicaron que querían mostrar este material».
La sala de exposiciones temporales, confirmó Juan Peralta, en el pabellón principal, «estaba ocupada con una colección donada con Teo Puebla y decidimos ubicar esta exposición tan magnífica en el un espacio central del archivo del museo y así lo hicieron».
Tanto el Museo del Niño como los propietarios de la exposición, indicó Juan Peralta, «estamos interesados en que esta exposición continúe y veremos qué formula encontramos, de cara a una ampliación a medio plazo del museo; entonces, habría que firmar para ello un convenio».
Escenas reconocibles. Juan Pablo López, que junto a Francisco José Yeste, es el propietario de esta exposición, apuntó que «en esta ocasión, con los límites de espacio que tenemos hacemos un recorrido por esas películas que veíamos todos de aventuras, tanto del oeste, como de Roma, safaris, que quedaban grabadas y queríamos representar con los Madelman que teníamos en casa, por eso hemos hecho escenas concretas, reconocibles, con gran detalle de todas esas películas, por eso aquí están El bueno, el feo y el malo, Por un puñado de dólares, Un puente lejano, ¡Hatari!, Quo vadis, películas míticas todas, luego otras cintas de piratas, o 2001: Odisea del espacio, Star Treck y muchas más».
Son unos 500 Madelman, apuntó Francisco José Yeste, «tanto en escenas, como muñecos en su caja, que también exhibimos, como decía Juan Pablo con mucho detalle en esas películas míticas, como El planeta de los simios y esa nave del teniente Taylor, pero no solo están los propios Madelman, ya que para esas escenas, está todo lo que acompaña, naves como decía, helicópteros, trenes, fondos marinos, desiertos, ciudades, hay de todo».
El montaje explicó Juan Pablo López, «nos llevó bastante tiempo, es minucioso, en este caso las escenografías, lo que no estaba ya hecho nos ha llevado como un mes, más o menos, con un resultado muy aceptable, digno, para resolver los problemas de instalación en un determinado espacio, en 26 escenas. Explicamos al público que estos muñecos españoles, míticos, están muchos en sus cajas, tal como aparecían a la venta hasta 1983, en que se dejaron de fabricar».
Estas Navidades, resaltó Francisco José Yeste, «puede ser una buena visita, al Museo del Niño y, de paso a esta exposición solidaria Madelman y el cine, porque todos disfrutarán, niños y mayores».

(Más información en la edición impresa)