Page anunció 'incubadoras' para que 400 jóvenes impulsen sus empresas

E.R.J. / Toledo
-

El presidente de Castilla-La Mancha confesó tener entre sus «secretas ambiciones personales» la de haberse afiliado a UGT

«Tengo, entre mis secretas ambiciones personales afiliarme a la UGT». Así comenzó su intervención el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, que reveló que intentó hacerlo realidad a los 18 años, «cuando era concejal» y quien tenía que hacer los trámites le dijo que no era posible porque «no era un trabajador». Y él, en ese momento, dijo, «no protesté demasiado».
Fue el comienzo de un discurso de alabanzas hacia la labor de la organización social y que concluyó con un anuncio oficial: «el Gobierno Regional quiere poner en marcha incubadoras para 400 jóvenes, para que puedan crear su empresa». Una cifra que concretó para Albacete, donde «serán 20 y estarán en el Parque Científico y Tecnológico». Según Emiliano García-Page, se va a impulsar este proyecto « con muchísima rapidez».
Ante los defensores de los derechos de los trabajadores, el presidente de la Junta reconoció que «no hemos salido de la crisis». Es más, el país camina hacia un nuevo proceso electoral en un tiempo en que «han quedado dilapidados los eslóganes de que ya hemos recuperado el país».
Lamentó que, durante los últimos años, se haya intentado convencer a los españoles «de que los culpables de la crisis eran las propias víctimas», algo que calificó de «obsceno». Si por algo dijo querer ser «presidente progresista» es, dijo, para que nunca más las víctimas de la crisis se conviertan en culpables de la situación, y afirmó que «no vamos a olvidar» cómo han sido estos cuatro años, «lo hemos padecido». Es más, añadió, «vamos a demostrar con papeles, informes y estudios lo que iba a pasar con la Sanidad pública, con la Educación» de haberse consolidado el proyecto que tenía en marcha el anterior Ejecutivo.
Un modo de actuar  que provocó que, cuando el PSOE llegara al Gobierno en la región, «nos encontramos una sociedad de brazos caídos» y, ante eso, «prefiero una sociedad que me empuje» y ahí, añadió, los sindicatos «tenéis un papel preponderante».
También habló del Presupuesto regional, del que dijo que va a permitir la recuperación de los servicios públicos, y confió en que no prosperen los recursos contra la jornada laboral y contra la Oferta de Empleo Público.