scorecardresearch

El debate sobre la ganadería se cuela en el Pleno

N.G.
-

Los partidos defendieron sus posturas y no faltaron los reproches de un lado y de otro, mientras el ministro de Consumo, Alberto Garzón, volvió a ser protagonista por sus declaraciones a un periódico británico

Sesión plenaria correspondiente al mes de enero. - Foto: Rubén Serrallé

El debate sobre la ganadería a cuenta de las declaraciones del ministro de Consumo, Alberto Garzón, en un periódico británico, llegó esta mañana al Pleno del Ayuntamiento de Albacete, en el que se presentaron tres mociones sobre este asunto. No faltaron los reproches de un lado y de otro.

La primera propuesta que se debatió fue la presentada por el PSOE y Unidas Podemos defendiendo la ganadería albacetense. La concejal socialista, Amparo Torres, declaró que el PSOE planteaba esta moción porque "está en el mismo sitio que hace un año, apoya la ganadería extensiva para el desarrollo de nuestros pueblos, para hacer frente al reto demográfico y para no comprometer nuestros recursos para las actividades que puedan ir a fijar población", al tiempo que preguntaba al PP cuál era el modelo que defendía.

En este sentido, el portavoz municipal del Partido Popular, Manuel Serrano, reseñó que desde el PSOE dijeron en su momento que no estaban ni a favor ni en contra de las macrogranjas, sino de cumplir la ley. "Pues en eso estamos, en hacer la ley", subrayó Serrano, recordando que quien podría regular estas instalaciones es el presidente regional, Emiliano García-Page, que lo que ha hecho es "dar una patada hacia delante con una moratoria". Serrano añadió, refiriéndose a las declaraciones del ministro de Consumo, que Page también dijo que "Garzón, como tiene pocas competencias en el Gobierno, genera polémicas". "Cuando el diablo no tiene nada que hacer mata moscas con el rabo", recordó Serrano que señaló el presidente regional, indicando también que no se puede hacer daño a un sector tan importante.

Al respecto, Amparo Torres declaró que "todos vemos las noticias y seguimos las declaraciones", añadiendo que "haciéndose selfies con todas la cabras de la provincia no llegamos a ningún sitio". Manuel Serrano también quiso hablar de selfies y, durante la sesión plenaria, mostró diferentes fotografías de representantes socialistas en empresas cárnicas, al tiempo que reprochó que mientras Page va en contra de las declaraciones de Garzón, "el PSOE va de la mano de Unidas Podemos" en el Pleno.

Por su parte, la portavoz municipal de Unidas Podemos, Nieves Navarro, defendió por activa y por pasiva las declaraciones del ministro Garzón, indicando que PP y Vox presentaron "mociones inventadas con las mentiras que dicen que ha dicho el ministro". Navarro lamentó que el PP quiere "tapar su rastro de corrupción frente a informaciones manipuladas".

Manuel Serrano lamentó que su única defensa fuera la corrupción, que "también les asola", dijo refiriéndose a Unidas Podemos. "Y le digo más, los corruptos de mi partido y de otros que hayan robado, que devuelvan lo que hayan robado y vayan a la cárcel", puntualizó.

La portavoz de Unidas Podemos reseñó, además, que el presidente regional del PP, Paco Núñez, denunció las macrogranjas, señalando que no creían en ese modelo de explotación. Algo que también recordaron a los populares desde el PSOE, pues el concejal Manuel Martínez reseñó que "Núñez hiperventilaba contra las macrogranjas y Cesárea Arnedo no dejó manifestaciones sin pisar o camisetas sin ponerse contra este tipo de ganadería", incluso, añadió el edil, el PP dio su apoyo a la moción en contra de las macrogranjas en diciembre de 2020.

Ante las diferentes acusaciones de los partidos, Ciudadanos declaró no haber entrado en la guerra de las mociones porque ese debate ya se produjo en el Pleno del Ayuntamiento capitalino. El concejal Julián Ramón detalló que "lo que tenemos que hacer es regular la ganadería intensiva para acotarla y delimitar cómo debe funcionar, es una ganadería que tenemos en la provincia, hay familias que comen de ella y no hay que obviarlo".

Tanto PP como Vox presentaron sendas mociones para pedir el cese del ministro de Consumo por "sus ataques a la ganadería y al sector cárnico español" y "en defensa de nuestro sector ganadero y nuestros productos". La primera fue aprobada, pero la segunda fue rechazada.

La portavoz municipal del Vox, Rosario Velasco, subrayó que "esa industria que desprecia el ministro es la cuarta industria del país y genera 100.000 empleos", siendo muy importante en la provincia de Albacete."Las declaraciones del ministro suponen una deslealtad a los ganaderos", dijo Velasco, subrayando que "la Agenda 2030 y el Pacto Verde Europeo son grandes desconocedores de la vital importancia que supone el sector agroganadero español y de las necesidades reales de los que dependen de él". La posición de Vox en contra de la Agenda 2030 es lo que llevó a algunos grupos políticos a votar en contra de la misma.

La Asociación Castilla-La Mancha Stop Macrogranjas también llevó su postura a la sesión plenaria y de la mano de Amparo Cuenca detalló que existen en Albacete más de 43.000 cerdos y, "de seguir así, soportará más cabezas de porcino que de personas". Cuenca declaró, dirigiéndose a los políticos, que "pueden salir sacando pecho con sus mociones", pero "si tuvieran un negocio de este tipo cerca de su casa o campo moverían Roma con Santiago para frenarlo".