Piden justificar gastos a la protectora ibañesa

A.G
-

La asociación anunció que deja de prestar el servicio de recogida de animales abandonados por retraso en el cobro de subvenciones y el Consistorio le solicita subsanar documentación

Imagen de archivo de una actividad de captación de fondos de la asociación protectora. - Foto: P.E.R.

La asociación protectora de animales El Refugio anunció recientemente que «ha dejado de realizar el servicio de recogida de animales para el Ayuntamiento de Casas Ibáñez y que, por tanto, no solicitará la subvención que recibía por dicho servicio», tal y como señalaba un comunicado en redes sociales. En él, aludían a «una problemática» con el Ayuntamiento, «que lleva sin solucionarse varios años y no depende de una única gestión».

En concreto, la entidad indica que ha reclamado continuamente la firma de un convenio que regulase el servicio, que es competencia municipal y la asociación presta desde hace años por acuerdo con el Consistorio, que a cambio le ofrece una subvención anual. Sobre esa ayuda, señalan que la protectora «no puede estar a la espera durante meses» y «las bases han variado constantemente todos los años y, una vez realizada la solicitud y aprobada, se nos planteaban nuevas exigencias».

El Consistorio contestaba ayer a esas críticas con un comunicado, difundido a los vecinos, en el que señalaba que el motivo de no haber abonado la totalidad de la ayuda de 2020, por un importe de 7.000 euros, reside en que la asociación no ha justificado sus gastos de forma conforme a los condiciones de concesión de la ayuda. Además, adjuntaban una resolución de Alcaldía, por la que se daba un plazo de 10 días hábiles a la protectora para presentar la documentación requerida. De no hacerlo así, «dará lugar a la declaración de pérdida de la subvención y al reintegro de la cantidad ya anticipada, pudiendo incluso llegar a acordarse la no renovación de la ayuda para ejercicios futuros».

El alcalde de Casas Ibáñez, Rafael Cernicharo, explicaba además a La Tribuna que «estamos abiertos a cualquier negociación o colaboración con la protectora, pero es necesario que presenten una contabilidad adecuada, porque el servicio de Intervención ya ha advertido de que no pueden pagarse ayudas públicas si no hay justificación de gastos».

Sea cual sea el desenlace de estas diferencias, Cernicharo reconocía que «el Ayuntamiento no puede estar sin un servicio de recogida de animales», ya que esta es una competencia local regulada por ley. Por ello, ya está en estudio la opción de acogerse al programa Emperrados de la Diputación de Albacete.

(Más información en edición impresa)