Munera confirma la alternativa el domingo en Las Ventas

Pedro Belmonte
-
El rejoneador albacetense Juan Manuel Munera, durante un festejo celebrado en la plaza de toros de Albacete. - Foto: Lola Ortiz

El rejoneador cree que «es el momento de pegar un puñetazo en la mesa y decir que aquí estoy»

El próximo domingo será un día importante para el rejoneador de Villarrobledo Juan Manuel Munera, confirmando la alternativa en la primera plaza del mundo, de manos de Diego Ventura y Leonardo Hernández de testigo, con los toros de Guiomar Cortés de Moura, lo que supondrá un hito en la historia del rejoneo de la provincia, ya que será el primer caballero albacetense que debutará en Madrid y por consiguiente confirmará la alternativa. Será su tercer festejo de la temporada, que puede y debe marcar no solo el resto de la misma, sino su carrera, ya que llega a Madrid con una excelente cuadra y en un buen momento de forma, tras sus actuaciones en Villarrobledo y Osuna, en las que abrió la puerta grande.
Juan Manuel se encuentra estos días previos a su compromiso venteño entrenando junto al que será su padrino de confirmación, Diego Ventura, con quien mantiene una cercana relación y quien le corrige las pequeñas ausencias técnicas que todavía pueda tener. 
«De momento estoy tranquilo, aunque todavía faltan unos días, por lo que cuando lleguen los días previos imagino que los nervios llegarán, pero de momento muy tranquilo. Me he venido unos días a casa de Diego Ventura y aquí estaré hasta un par de días antes de la corrida de Madrid. Me aconseja que esté tranquilo, aunque entiende mis nervios, pero sobre todo que disfrute y esté tranquilo, ya que nunca salen las cosas como uno quiere, pero que esto es así y los toros no nos dejan hacer siempre lo que queremos, por lo que me dice que hay que estar preparado para todo, pero también me tranquiliza ya que me ve muy bien a mí y a los caballos. Me conoce bien como soy, por lo que sabe que cojo presión e intenta que vaya tranquilo».
Ilusiones, sueños, algo por lo que cualquier torero desea, que es debutar en Madrid, y sobre todo en San Isidro. «Sueño y deseo salir en hombros por la Calle de Alcalá, pero bueno, lo que si está claro es que voy con mucha ilusión, que las cosas salgan bien y que la gente pueda ver una buena versión de mí, y como he dicho antes, si es posible, cortar las orejas. Hay que tener en cuenta que es la corrida de rejones de la feria con más tirón, pues así lo dice la gente y sobre todo la taquilla, pues se prevé un llenazo, lo que todavía te llena mucho más de responsabilidad».
Antes señalábamos el buen nivel de la cuadra de Juan Manuel Munera, teniendo ya previsto los nombres de los que pisarán la arena de Las Ventas. «Tengo ya previsto los caballos que llevaré, y por supuesto que, sin probaturas, por lo que no llevará los potros, sino la cuadra titular, el equipo de gala. Llevaré nueve caballos, ya que suelo sacar en una corrida entre siete u ocho, aunque depende de los toros, puedo variar alguno, pero ya digo, suelo sacar entre siete u ocho caballos. Además, con el ruedo que hay en esa plaza, grande y bueno y con que acompañen un poco los toros, los caballos dan mucho de sí».
Un triunfo el domingo cambiará, no solo la temporada, sino el devenir de la carrera, lo que puede suponer colocarse entre los nombres importantes del escalafón. «La idea es que cambie un poco la situación, que es por lo que lleva uno luchando tantos años y este es el momento de pegar un puñetazo en la mesa y decir que aquí estoy y me cambie la vida. Además, San Isidro siempre descubre y pone en orbita a toreros que no están arriba».

(Más información  en la edición impresa)