scorecardresearch

Educación Ambiental para concienciar sobre cambio climático

Redacción
-

El Gobierno de Castilla-La Mancha pone en marcha un programa de Educación Ambiental para concienciar sobre el cambio climático a la población juvenil.

Espacio Natural de C-LM. - Foto: Víctor Ballesteros

El Gobierno de Castilla-La Mancha, a través de la Consejería de Desarrollo Sostenible y en colaboración con la dirección general de Juventud y Deportes de Castilla-La Mancha, ha puesto en marcha un programa de Educación Ambiental sobre cambio climático orientado a la población juvenil denominado 'Escape Room, Tras las huellas de los hackers por el clima'.

El objetivo de este programa es educar a la juventud castellanomanchega a través de una actividad que permita reflexionar y adquirir conciencia crítica en relación con el calentamiento global a través de esta actividad que será de ámbito regional en distintos puntos de la Comunidad Autónoma durante las próximas semanas.

Durante la primera sesión, que se ha llevado a cabo en el Albergue de San Servando en Toledo, el viceconsejero de Medio Ambiente, Fernando Marchán, acompañado de Sagrario Fernández, jefa de servicio de Planificación y Promoción Ambiental y organizadora de la actividad, ha puesto en valor a la población joven como uno de los ámbitos prioritarios de actuación de la educación ambiental. «En un contexto de crisis ambiental y climática como el actual, necesitamos una juventud concienciada, una juventud participativa, una juventud comprometida que sea motor del cambio que nuestra sociedad necesita», ha recalcado Marchán.

Además, el viceconsejero de Medio Ambiente ha valorado la difusión, promoción e implicación en el desarrollo de la actividad que se ha llevado a cabo «gracias a la cual se ha conseguido la participación de cerca de 100 jóvenes durante esta jornada dominical» y, en este sentido, ha agradecido la colaboración del Ayuntamiento de Toledo y los diferentes colectivos implicados.

Un programa para jóvenes de 14 a 30 años

El programa 'Escape Room, Tras las huellas de los hackers por el clima' se orienta a jóvenes de 14 a 30 años, y se desarrolla en grupos de tres a seis participantes con una duración aproximada de 60 minutos. Durante ese tiempo, los participantes tienen que ir averiguando pistas sobre una misteriosa desaparición de dos hackers del clima. En el transcurso de la actividad, se realizan numerosos retos que pondrán a prueba su concienciación y su compromiso con acciones para la mitigación del cambio climático y que les ayudarán a descubrir qué ha podido suceder con estos dos activistas.

«Se trata de una propuesta innovadora, motivante y de contenido ambiental que pretende implicar a la juventud en la acción a favor del medio ambiente y la lucha contra el cambio climático», ha explicado el viceconsejero de Medio Ambiente.