Vox exige agua del Tajo para los regantes del Levante

Carmen Ansótegui
-

Han registrado una Proposición no de Ley que acusa a Page de decidir «por su cuenta» cerrar el trasvase

El portavoz de Vox en el Congreso registra la PNL acompañado por el diputado de Ciudad Real (a la derecha). - Foto: JUAN LAZARO

Vox ha pedido en el Congreso de los Diputados que se trasvase agua del Tajo para los agricultores del Levante. Iván Espinosa de los Monteros fue el encargado de registrar y defender esta Proposición No de Ley y junto a él estuvieron tres parlamentarios de provincias afectadas, incluido el diputado por Ciudad Real, Ricardo Chamorro.
Los de Abascal denuncian que el gobierno socialista niega este trasvase «violando» los acuerdos de la comisión técnica, que afirma que sí existen recursos disponibles. El Ejecutivo justificó esta decisión por la contaminación del Mar Menor pero desde Vox insisten en que se trata de un criterio «arbitrario» que esconde «un castigo» de Pedro Sánchez a las zonas del territorio español en las que no ha obtenido el respaldo de los votantes.
Denuncian así que hasta el momento el funcionamiento del Memorándum había automatizado las decisiones sobre el trasvase y que, con esta, ya es la segunda vez que se desoyen los criterios técnicos y se politiza un asunto que ha abierto una auténtica «guerra del agua».
Con esta iniciativa piden por tanto a la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, que «rectifique» en favor de los regantes del sureste español, de manera que puedan acceder a recursos hídricos en igualdad de condiciones que en el resto del país. La formación sostiene que el resultado de acordar un trasvase cero en este momento «es un desprecio intolerable al trabajo de todos los agricultores de Murcia, Almería y Alicante».
En la PNL se ataca además directamente al Ejecutivo castellano manchego por «decidir por su cuenta acabar con el trasvase». Así hacen referencia a la intención de Emiliano García-Page de fijar nuevos caudales ecológicos en el Tajo para conservar el patrimonio natural de la Red Natura 2000. Desde Vox consideran que se trata de una «trampa entre familias socialistas que arrastra al Gobierno de España al dilema de permitir que un sistema de protección ambiental diseñado para otros fines, pueda ser usado en fraude de ley para cerrar la infraestructura hidráulica más eficiente y productiva de España».
Para Espinosa de los Monteros es hora de empezar a hacer una «gestión responsable» del agua, que implique inversiones en infraestructuras hídricas porque, a su juicio, hay que mejorar pantanos y embalses para evitar el actual derroche de agua.