Zozulia dice que «ser patriota no es delito»

C.G.
-

El jugador ucraniano negó ser ultraderechista, sostuvo que 'El Ejército del Pueblo' es «un movimiento civil» y acusó a 'Los Bukaneros' de combatir con los prorrusos «por dinero»

Zozulia escucha una de las preguntas de los periodistas durante su comparecencia. - Foto: Rubén Serrallé.

En una rueda de prensa anunciada con menos de dos horas de antelación, Roman Zozulia, delantero del Albacete Balompié, compareció hoy ante los periodistas en el Carlos Belmonte para dar su versión acerca de la controversia surgida a raíz del encuentro frente al Rayo Vallecano, que acabó suspendido. El ucraniano intentó contextualizar lo que acontece en su país y rechazó las acusaciones que lo sitúan en el ámbito ideológico del fascismo, el nazismo y el racismo.  «Cuando empezó la guerra en mi país no teníamos ejército y las personas que fueron convocadas intentaron ayudarle en lo que podían con médicos o profesores», dijo, y circunscribió la Narodna Armiya (’El Ejército del Pueblo’), que fundó y que algunos califican como paramilitar, en «un movimiento civil que ayuda al ejército» en sus combates contra las milicias prorrusas en la región del Donbass. También se pronunció acerca de cuestiones extraordinariamente controvertidas como sus fotos como la tomada con la figura de Stepan Bandera, la de presunta simbología neonazi en una cancha de baloncesto y la de los militares ucranianos, su actitud en un encuentro de la Copa de Ucrania y sus relaciones con el grupo ultra Dnieper White Boys. (MÁS INFORMACIÓN EN LA EDICIÓN IMPRESA)