El Albacete irá con todo el viernes

J.L. Royo
-

Alcaraz recupera a los lesionados y sólo tendrá las bajas de Querol y de Manu Fuster, por lo que podrá poner el 11 de gala ante el Zaragoza

Los jugadores del Albacete se ejercitan en la Ciudad Deportiva. - Foto: LaLiga

El Albacete sigue preparando el partido de mañana ante el Zaragoza, una auténtica final para el equipo de Lucas Alcaraz, que podrá contar con todos sus jugadores si no hay ningún contratiempo en el entrenamiento de esta mañana.
En la sesión de ayer la gran noticia fue que, después de mucho tiempo, el técnico granadino podrá contar con casi todos sus jugadores, ya que solamente tendrá las bajas de David Querol, descartado hace tiempo para lo que resta de temporada, y la de Manu Fuster, que deberá cumplir un partido de sanción tras su expulsión en Elche.
De esta manera, Alberto Benito, Nico Gorosito, Jon Erice y Roman Zozulia, que fueron baja por lesión ante el Elche, se ejercitaron ayer con normalidad, por lo que Lucas Alcaraz podrá contar con ellos para el partido ante el Zaragoza en el que el equipo se juega mucho más que tres puntos.
En este sentido, en defensa es donde puede el técnico hacer más movimientos al recuperar al único lateral derecho de la plantilla como es Alberto Benito, que se ha perdido los partidos ante Málaga, Sporting y Elche, lo que obligó a Lucas Alcaraz a hacer pruebas en el lateral, colocando primero a Caro en el duelo ante el Málaga, y después a PedroSánchez ante el Sporting y el Alcorcón, pero ninguno de los dos respondieron a las expectativas.
Además, con la recuperación de Nico Gorosito, que cayó lesionado ante el Racing y no ha jugado en los últimos cuatro encuentros, Lucas Alcaraz podrá contar con su mejor hombre en el centro de la zaga justo para el partido más importante de la temporada.
Por su parte, el delantero ucraniano fue baja en Elche al no recuperarse del golpe contra el poste que se dio en el partido ante el Sporting, del que ya está totalmente recuperado, por lo que todo hace indicar que será titular mañana. Y es que, a pesar de no haber sumado muchos goles esta temporada, el juego ofensivo de los manchegos depende mucho de Zozulia, lo que se pudo comprobar en el Martínez Valero.

 

(Más información en la edición impresa)