La restauración del castillo y su entorno avanza con nuevas obras

Alejandro Gómez
-

Un proyecto cofinanciado de algo más de 170.000 euros ha permitido arreglar los sectores destruidos de la muralla perimetral e instalar material de seguridad, entre otras mejoras

Imagen parcial de un sector de muralla rehabilitado y el vallado de seguridad instalado. - Foto: Ayuntamiento

Recientemente concluyeron las obras de un proyecto de restauración parcial del castillo de Peñas de San Pedro, actuación que ha permitido completar el cerramiento perimetral de este monumento, entre otras mejoras.
Han sido cerca de ocho meses de trabajos, según indica el proyecto técnico, con un coste ligeramente superior a los 176.000 euros. Ese importe se sufragó con aportaciones de fondos europeos, el Gobierno de España, la Junta de Comunidades y el Ayuntamiento de la localidad, según explicó el alcalde, AntonioSerrano. Gestión de Construcción Civil fue la empresa encargada de la realización de las obras, con la supervisión del área de arqueología de Ideas Medioambientales SL.
El regidor de Peñas de San Pedro mostraba su satisfacción con este proyecto, ya que supone un paso adelante en la seguridad de la zona y la puesta en valor del patrimonio local, además de frenar la degradación que sufrían algunos enclaves del castillo.

proyecto. Según recoge la descripción de las obras, los objetivos principales eran la ya mencionada conclusión del cerramiento perimetral exterior, «medida prioritaria para impedir la caída de personas, pudiendo establecer itinerarios de visita en todo el recinto amurallado», y «la puesta en valor del castillo, para favorecer la afluencia de visitantes», con la posterior restauración del camino principal al castillo y la explanada inferior,«dando una continuidad al castillo desde el núcleo urbano y facilitando la llegada».
También se procedió a realizar el vallado de los aljibes abovedados existentes para recogida de agua, que en años anteriores habían sido vaciados de tierra y piedras por los alumnos de los talleres de empleo que ha organizado la localidad, merced a las subvenciones de la Junta.
En concreto, los trabajos se centraron en los sectores cinco, seis y 20 del recinto.
En el primero de ellos, consistieron en la reposición de los tramos derruidos de la muralla perimetral en diversos subsectores, algunos de ellos en muy mal estado de conservación. Mientras, en el sector seis (plataforma artillera, conocida como Batería de San Fernando), también se restauraron los muros de las construcciones del siglo XIX.    
Por último, en el sector 20  compuesto por una serie de elementos defensivos, se han colocado «barandillas metálicas para protección, pues los muros existentes quedan por un lado enrasados por el terreno y, por el otro, presentan desniveles importantes».
En otros aspectos, también se procedió a la retirada de vallados limitadores de acceso peatonal antiguos, la demolición de la estructura metálica de una antena ya sin uso y la instalación de mobiliario urbano (señales direccionales, bancos, papeleras y marquesinas informativas).