Edificios históricos para un plató de película

A.D.
-

Pedro Flores inaugura el día 4 una muestra en el Archivo Histórico Provincial y participa en otras dos exposiciones colectivas

Pedro Flores con una de sus obras. - Foto: Luis Vizcaino

La sala del Archivo Histórico Provincial de Albacete presenta, del 4 al 27 de septiembre la exposición Albacete, un plató de cine, del artista plástico Pedro Flores, que comparte esta muestra con Santiago González, director de cine, que aporta material de coleccionismo cinematográfico. También tendrá Pedro Flores obras expuestas esos días en el Museo Municipal y Centro Cultural La Asunción, en dos colectivas del Premio de Artes Plásticas y muestra de la Asociación de Artistas de Albacete. El pintor comentó a La Tribuna de Albacete que la exposición del Archivo, «llevaba tiempo fraguándose y en ella hago un recorrido en el que fusiono mis  grandes pasiones, el cine, la pintura y la recuperación del escaso patrimonio arquitectónico que nos queda en Albacete. Entonces me imaginé Albacete como un gran plató de cine y en un gran recorrido podríamos ir viendo como si se estuvieran rodando películas».
Así, decía Pedro Flores, «mezclo edificios con películas buscando similitudes, con 20 ilustraciones digitales de 50 por 40 y una obra pictórica, en la que recreo el Altozano, con el antiguo edificio del Banco Central, que era precioso, con una escena de Moganbo, con Clark Gable y Ava Gardner. Luego, como tengo una gran amistad con Santiago González, que es director de cine, exhibe material de cine para arropar la exposición, con viejos elementos como proyectores o programa de mano».
Entre estas ilustración decía, Pedro Flores, «encontraremos  el Chalet de Fontecha con Río Bravo, el Museo de la Cuchillería con Vacaciones en Roma, la Casa Perona con Forrest Gump, el edificio de la Subdelegación de Defensa con La chaqueta metálica o el edificio Cabot con Desayuno con diamantes, de Banesto también se podrá ver con Mary Poppins o el del Museo Municipal con Regreso al futuro. Todo un repaso a la cinematografía que todo vamos a conocer».
El proyecto, reconocía, «me ha llevado un par de años y, aunque el proyecto era más amplio, lo hemos condensado en esta exposición que se podrá ver del 4 al 27 de septiembre, un trabajo que comenzó en el edificio de Legorburo, que tiene mucho mucha similitud con el Capitol de Madrid, donde se rodaron escenas de El día de la bestia, que también está en la obra que presento y a partir de ahí fueron sumándose edificios y decidí hacer una pequeña serie».
 

(Más información en la edición impresa)