Mercadona reabre en Ramón y Cajal con comida para llevar

Redacción
-

El supermercado, que se inaugura con el nuevo 'modelo de tienda eficiente', mejora el consumo energético y optimiza el acto de compra de los clientes con diversas novedades

El alcalde y parte de la Corporación Municipal, acompañados por responsables de Mercadona, visitaron el centro de Ramón y Cajal. - Foto: Luis Vizcaino

Mercadona reabrió ayer su supermercado de la avenida Ramón y Cajal tras una reforma integral para adaptarlo al nuevo modelo de tienda eficiente, con una inversión de tres millones de euros y la participación de 50 proveedores, que han dado empleo a 120 personas durante la rehabilitación. Este supermercado presenta mejoras de las que se benefician tanto los jefes -así es como llaman a los clientes-, como los trabajadores, los proveedores y la sociedad. 
Este centro cuenta con novedades. Por ejemplo, dispone de un nuevo punto de acabado para la carne, una nueva charcutería con jamón al corte y envasado, una góndola central en la perfumería para cosmética especializada, un servicio de zumo de naranja recién exprimido, especialidades de sushi, una sección de horno con rebanadora de pan y pastelería refrigerada o una nueva exposición en la pescadería.
Asimismo, en esta tienda se incorpora la nueva sección Listo para Comer, que cuenta con un total de 35 platos distintos. El centro de Ramón y Cajal es «el primero de la capital albacetense» que cuenta con esta sección, aunque la reforma para adaptar las tiendas al modelo de tienda eficiente ya se ha realizado en dos centros más en Albacete, recordó el director de Relaciones Externas de Mercadona en Castilla-La Mancha, José Ruiz, reseñando que también se han puesto en marcha medidas que permiten reducir el consumo energético. «Buscamos dos objetivos claros, darle la mayor comodidad a los jefes y conseguir un ahorro energético sustancial».
Además, el supermercado dispone de una nueva entrada con doble acristalado que evita corrientes de aire, unos pasillos más amplios, un área de descanso con sillas y mesas donde los jefes pueden consumir el plato recién preparado y acompañarlo con bebidas frías y café caliente, y un nuevo modelo de carro de la compra y de carro tipo cesta mucho más ergonómicos y ligeros. 
Esta nueva generación de supermercado cuenta con una superficie de sala de ventas de 1.900 metros cuadrados y dispone de un diseño renovado respecto al anterior modelo con nuevos colores y materiales, tanto en la fachada exterior de acceso al supermercado como en la distribución de las distintas secciones. Asimismo, apuesta por amplios espacios diáfanos que facilitan la entrada de luz natural y colores cálidos en la delimitación de los  ambientes. 
Más mejoras. Adicionalmente, con el objetivo de facilitar las tareas diarias de los trabajadores, este nuevo supermercado incluye múltiples medidas para mejorar la ergonomía y eliminar sobreesfuerzos. Por ejemplo, el nuevo mueble de caja Mercadona se ha desarrollado en colaboración con el Instituto de Biomecánica de Valencia. La tienda también dispone de zonas comunes para que los empleados disfruten de una mayor comodidad en sus momentos de descanso.
Además esta nueva tienda eficiente de Mercadona está completamente conectada tecnológicamente, mediante la integración de una serie de dispositivos electrónicos y herramientas colaborativas para los trabajadores, lo que facilita la autogestión de cada supermercado y agiliza los procesos de toda la cadena. 
El alcalde, Vicente Casañ, y el vicealcalde, Emilio Sáez, junto a otros integrantes de la Corporación Municipal, conocieron de primera mano el resultado de las obras de reforma. Casañ dio la enhorabuena a Mercadona, «una marca que cada vez se afianza más en nuestra ciudad y es ejemplo de buen hacer».
El horario de apertura de este supermercado es de lunes a sábado, de nueve a 21,30 horas, y dispone de un aparcamiento de 52 plazas. Mercadona ha habilitado su servicio a domicilio y la compra online en www.mercadona.es.